Agregue a sus temas de interés

Agregue a sus temas de interés Cerrar

Manuel García - megarcia@larepublica.com.co martes, 19 de marzo de 2013

El magistrado Hermes Lara del Tribunal Superior de Bogotá negó la libertad al ex ministro de Agricultura, Andrés Felipe Arias, detenido desde el pasado 26 de julio de 2011 por el caso de Agro Ingreso Seguro (AIS). El exministro es investigado su presunta responsabilidad en los delitos de peculado por apropiación e interés indebido en la celebración de contratos.

Para Hermes Lara, Arias aún “representa un peligro para el proceso” pues todavía está por escucharse el testimonio de al menos 14 testigos, y el ex ministro “podría incidir” en ellos, por eso decidió no concederle la libertad.

La decisión determinó que las reuniones realizadas entre algunos funcionarios del Ministerio de Agricultura no tienen justificación, pues para el juez buscaban establecer “una monolítica explicación” de lo que habría sucedido a través de la entrega de subsidios del mencionado programa.

Para el asesor Penal del consultorio jurídico de la Universidad Jorge Tadeo Lozano, Camilo Ernesto Mercado Mutis, esta decisión por parte del magistrado Hermes Lara “es un criterio que trata de mantener la posibilidad de que no haya influencia por parte del ex ministro Andrés Felipe Arias, en las pruebas que aún faltan, ya que estas pueden determinar por si solas un giro total en la investigación”

Es pertinente recordar que la medida de aseguramiento es accesoria al debate sustancial e incluso en algunos delitos podría darse o no esta orden.

Lara, expresó también que “lejos de haber sido esas reuniones inocentes ejercicios para defender un programa del Estado, de lo que se trataba era de lograr una monolítica explicación de lo que había sucedido”.

Y añadió que era “claro que se buscaba variar en los procedimientos y los trámites del programa que no concordaban con algunos altos exfuncionarios del Ministerio, incluido el señor exministro”.

Arias, y su abogado Jorge Aníbal López, aún pueden apelar este recurso ya que de todas maneras, si el defensor considera que no hay pruebas por parte del funcionario judicial y no hay una motivación, un juez superior puede revisar y determinar si revoca o deja quieta dicha decisión.

Para el abogado Julio José Orozco “la determinación de no dejar libre a Andrés Felipe Arias, para que con plenitud de decisiones enfrente lo que queda de su juicio, merece dos consideraciones; la primera, es muy vergonzoso que el aparato de justicia se demore tanto en un juicio, pero segundo, es muy importante asegurarle a la sociedad que los investigados por graves delitos no utilicen su libertad para poner en riesgo la obtención de la verdad y obstruir la labor de investigación y juzgamiento”

Para el abogado Guillermo Cáez, de la firma Socio Pardo Casallas Abogados, la decisión tomada por parte del magistrado Lara es equívoca “dado que el peligro a la sociedad no es un argumento objetivo, sino subjetivo y sujeto a prueba”.

Además, argumenta que su libertad no va obstruir porque en esa instancia la prueba está asegurada, por lo que los fines de la medida no se dan en este momento o por lo menos ya desaparecieron.

“La Procuraduría apoya esa tesis y lo hace bien como garante de los derechos”, concluyó Cáez.

Los implicados
Por otro lado, en este caso de Agro Ingreso Seguro, quedó en libertad, absuelta por un juez, la exreina de belleza y actriz Valerie Domínguez, quien fue acusada por la Fiscalía General de la Nación por peculado por apropiación en calidad de interviniente y falsedad en documento privado.

Juan Manuel Dávila, exnovio de Domínguez, fue condenado a 20 meses de prisión por calidad de interviniente en el delito de peculado por apropiación y falsedad en documento público.

Por el lado del exsecretario general del Ministerio de Agricultura, Juan David Ortega, quedó en libertad después de que un juez de control de garantías ordenara su libertad inmediata por vencimiento de términos.

El exviceministro de Agricultura, Juan Camilo Salazar, acusado por los delitos de peculado por apropiación y celebración indebida de contratos, cumple una condena de siete años y cinco meses.

Por el momento, el exjefe de la cartera de Agricultura, permanecerá recluido en la Escuela de Caballería en la ciudad de Bogotá, mientras la defensa solicita reponer la decisión.

La opinión

Julio José Orozco
Orozco y Orozco Abogados

La decisión de no dejar en libertad a Andrés Felipe Arias, merece dos consideraciones: la primera, es vergonzante que el aparato de justicia se demore tanto, y segundo, los investigados no deben utilizar su libertad para obstruir la verdad.

LA REPÚBLICA +

Registrándose puede personalizar sus contenidos, administrar sus temas de interés, programar sus notificaciones y acceder a la portada en la versión digital.