Agregue a sus temas de interés

Agregue a sus temas de interés Cerrar

María Alejandra Buitrago Berjan lunes, 29 de octubre de 2012

Nuevos sujetos pasivos del impuesto predial

Con la expedición de la Ley 1430 del 2010, por medio de la cual se dictaron normas tributarias de control y para la competitividad, el Legislador estableció como nuevo sujeto pasivo del impuesto predial a los tenedores de bienes de uso público a título de concesión, lo cual modifica la regla general que establecía que los bienes de uso público no están sujetos a esta clase de impuestos dada su especial destinación a satisfacer el interés general.

¿Qué es el impuesto predial?

El impuesto predial es un impuesto de carácter municipal que recae exclusivamente sobre bienes raíces ubicados en el territorio nacional cuya administración, recaudo y control corresponde únicamente a los municipios.

 Desde la expedición de la Ley 44 de 1990, ley marco del impuesto predial, se estableció que los elementos esenciales del tributo son: (i) el sujeto activo, el Municipio donde está ubicado el bien inmueble, (ii) sujeto pasivo, el propietario o poseedor del bien inmueble, (iii) la base gravable, el valor del inmueble determinado por el avalúo o auto avalúo catastral y (iv) la tarifa, aquella fijada por el Municipio de acuerdo con la naturaleza y destinación del bien inmueble.

¿En qué consiste la modificación introducida por el artículo 54 de la Ley 1430 del 2010?

Con la expedición de la ley 1430 del 2010, declarada exequible por la Corte Constitucional mediante las Sentencias C-822 y C-903 del 2011, el legislador dispuso que  “en materia de impuesto predial y valorización, igualmente son sujetos pasivos del impuesto los tenedores de inmuebles públicos a título de concesión”.  

En este sentido, el legislador amplió no sólo los sujetos pasivos del impuesto predial sino que a su vez creó un nuevo hecho generador del impuesto, esto es, la celebración de contratos de concesión mediante los cuales un particular recibe la tenencia de los bienes de uso público.

¿Cuál es el efecto más importante que se deriva de la aplicación del artículo 54 de la ley 1430 del 2010?

El efecto más importante de la reforma del artículo 54 es el cambio, tanto legislativo como jurisprudencial, respecto del tratamiento tributario que en materia del impuesto predial reciben los bienes de uso público los cuales se encontraban, antes de la reforma, completamente excluidos de este impuesto dada su naturaleza jurídica y su particular destinación a satisfacer el interés general.

En este sentido, se abre la posibilidad que por vía de excepción el legislador establezca expresamente los eventos en los cuales estos bienes están sujetos al impuesto predial sin  importar su naturaleza y destinación.

Posición que reafirma con lo dispuesto en el parágrafo 2 del Artículo 23 de la Ley 1450 del 2011 “Ley del Plan Nacional de Desarrollo” el cual establece que:

“Todo bien de uso público será excluido del impuesto predial,  salvo aquellos que se encuentren expresamente gravados por ley”.

Principales dificultades en la implementación del artículo 54 de la Ley 1430 del 2010.

Frente a la aplicación del artículo 54 existen ciertas dificultades de orden práctico, dado que en este caso se aplican de igual forma los otros elementos esenciales del impuesto, esto es, el sujeto activo, la base gravable y la tarifa, lo cual implica:  (i) la fijación en el caso de la base gravable, del valor comercial de estos bienes de uso público entregados en concesión, los cuales tradicionalmente han estado por fuera del comercio, y (ii) la determinación, de la destinación específica y uso de estos bienes de acuerdo con los usos establecidos por ley, para efectos de aplicar la tarifa del impuesto, los cuales se refieren a usos específicos de la propiedad privada.
 

LA REPÚBLICA +

Registrándose puede personalizar sus contenidos, administrar sus temas de interés, programar sus notificaciones y acceder a la portada en la versión digital.