Agregue a sus temas de interés

Agregue a sus temas de interés Cerrar

Gestión - Lima jueves, 2 de marzo de 2017

El Reporte Internacional de la Estrategia de Control de Narcóticos muestra que, por ejemplo, en el caso de Perú hay diversas vulnerabilidades como la extracción ilegal de oro, la tala ilegal y el contrabando, las cuales están estrechamente ligadas a la industria del narcotráfico.

“Los ingresos procedentes de estas fuentes están sujetos a las mismas o similares técnicas de lavado que los ingresos por estupefacientes”, dice el documento.

Añade que una preocupación cada vez mayor es el uso de oro extraído ilegalmente como medio para el lavado de dinero, dado el riesgo que representa para la integridad del régimen estadounidense.

El informe advierte que el oro comprado con ingresos del narcotráfico se envía a Estados Unidos con poca supervisión ya que el oro no es un instrumento financiero negociable.

La Unidad de Inteligencia Financiera (UIF) de Perú identificó, por lo menos, US$4.400 millones en ingresos sospechosos asociados con la minería ilegal, durante la última década.

“El comercio ilegal de oro en Perú es de US$2.600 millones por año”, señaló el reporte.

“La corrupción endémica obstaculiza las investigaciones y enjuiciamientos de delitos de lavado de dinero relacionados con estupefacientes. La corrupción judicial puede detener el progreso de los casos. Diversas figuras políticas y legisladores han sido implicados en lavado de dinero, creando un impedimento al progreso de la reforma”, añadió.

Asimismo, considera que los casinos siguen siendo un área de preocupación sobre lavado de dinero, ya que la UIF no puede monitorear o investigar los casinos de una manera independiente.

LA REPÚBLICA +

Registrándose puede personalizar sus contenidos, administrar sus temas de interés, programar sus notificaciones y acceder a la portada en la versión digital.