Agregue a sus temas de interés

Agregue a sus temas de interés Cerrar

Colprensa sábado, 11 de marzo de 2017

Según la versión del mandatario paisa, un grupo de guerrilleros de las Farc impidió el ingreso de una comisión de la Gobernación de Antioquia a la Zona Veredal Transitoria de Normalización ubicada en la vereda Llanogrande, del municipio de Dabeiba.

Por eso, envió una carta al presidente Juan Manuel Santos en la que pide “una paz rodeada de orden y disciplina, que hoy no se observa” y advierte que se le debe indicar “si los territorios son tierra de nadie y cuándo van a salir los desmovilizados de los espacios que hoy ocupan, para volver a ser el gobernador de todo el territorio”.

Ante esa versión, Jaramillo dijo que el Gobierno Nacional comparte la visión del gobernador Pérez Gutiérrez: “Queremos un proceso ordenado, un proceso disciplinado. Por eso acordamos cien páginas de protocolo en La Habana; acordamos un mecanismo de verificación de las Naciones Unidas, bajo la supervisión del Consejo de Seguridad, y acordamos que se cumplan las reglas, de eso se trata”, dijo.

Pero desconoció las denuncias sobre los supuestos hechos del día jueves. Al contrario, aseguró que en la jornada hubo normalidad. “Lo que se hizo ayer fue atenerse estrictamente a las reglas. Fueron (los guerrilleros de la zona veredal) visitados por el Mecanismo de Monitoreo y Verificación. En el campamento hubo reunión con las Farc y luego regreso a Medellín. La información que tenemos de nuestra gente es que todo se desarrolló estrictamente como debería ser”, explicó Jaramillo.

Y se aventuró a decir que al mandatario seccional los están asesorando de manera equivocada: “Creo que hay una dificultad en que los asesores del gobernador le están dando una visión, tal vez, distinta de lo que realmente está pasando. Pero todo está ajustado a los protocolos”, afirmó.

El Alto Comisionado de Paz reiteró que los protocolos son clarísimos: “A las Zonas Veredales pueden entrar todas las autoridades que quieran, el Gobernador puede entrar todas las veces que quiera, yo mismo lo he invitado personalmente varias veces. La única limitación que hay es el campamento físico donde están los guerrilleros aún en armas. Allí la regla es: las FARC no pueden salir armadas y de civil al resto de la zona y los civiles no pueden entrar a los campamentos. Por eso se están montando unas recepciones para que allí se hagan las reuniones, y eso fue lo que se hizo ayer en Dabeiba, cumplir con los protocolos”, aseguró el funcionario.

Las declaraciones de Sergio Jaramillo fueron hechas esta mañana, durante una visita a otra de las zonas veredales transitorias, la de Charras, en el municipio de San José del Guaviare, donde hay alta concentración de guerrilleros del Bloque Oriental de las Farc.

LA REPÚBLICA +

Registrándose puede personalizar sus contenidos, administrar sus temas de interés, programar sus notificaciones y acceder a la portada en la versión digital.