Agregue a sus temas de interés

Agregue a sus temas de interés Cerrar

Ripe miércoles, 16 de mayo de 2012

La compañía estadounidense Skechers pagará US$45 millones para terminar con una demanda de la Comisión Federal de Comercio de EEUU (FTC), que acusó a la empresa de engañar a los consumidores sobre las propiedades de su calzado, según anunció hoy el fabricante de los populares Shape-ups.

La FTC había emprendido acciones legales contra Skechers, con sede en California, por considerar que los anuncios en los que aseguraba que sus zapatos Shape-ups ayudaban a "perder peso y a fortalecer y tonificar los glúteos, piernas y músculos abdominales" eran "infundados".

El millonario acuerdo extrajudicial fue aceptado por Skechers para "evitar extensos procedimientos legales", aseguró un comunicado de la empresa en el que la entidad no reconoció el fraude.

"Aunque negamos vigorosamente las alegaciones hechas y esperábamos reivindicarnos en la corte, Skechers no podía ignorar los costes exorbitantes e ilimitadas distracciones de pasar varios años defendiendo múltiples casos en múltiples tribunales del país", dijo el director financiero de la empresa, David Weinberg.

La FTC indicó que los consumidores estadounidenses que adquirieron productos de Skechers afectados por esta demanda podrán pedir un reembolso.
 

LA REPÚBLICA +

Registrándose puede personalizar sus contenidos, administrar sus temas de interés, programar sus notificaciones y acceder a la portada en la versión digital.