Mateo Jaramillo - mjaramillo@larepublica.com.co Jueves, 3 de octubre de 2013

La firma Littler Mendelson, uno de los bufetes más importantes de EE.UU. cerró un acuerdo en el cual Godoy Córdoba Abogados se consolida como el nuevo socio para Colombia.

Esta es la oficina estadounidense más grande en temas relacionados con derecho laboral; comenzó en 1942 con una sede en el estado de California enfocada en la pasión de sus trabajadores para velar por los derechos de otros trabajadores.

Este foco no es gratuito. El origen de la palabra pasión es la expresión latina ‘patior’, relacionada con los sentimientos más altos o profundos. Por algo es que los abogados estudian derecho romano en las facultades.

Tomaron dos años en conversaciones para establecer el acuerdo, en el cual obtienen una sede consolidada en Colombia y EE.UU. y la posibilidad de hacer uso de los bancos de información y la tecnología de cada uno de los despachos.

En términos generales, en este tipo de acuerdos, los bufetes se convierten en banderas en distintos países. La figura jurídica se llama ‘Swiss Verein’, es decir, una asociación que no necesita ser registrada con el fin de mantener la independencia de las partes.

Jeremy Roth, codirector de Littler, dice que el acuerdo lo realizaron porque varios de los clientes globales que tienen buscaban entrar al país o ya tenían compañías en el territorio colombiano.

“Somos el bufete laboral más grande del mundo y queremos seguir expandiéndonos. Además, las empresas que manejamos tienen la vista puesta en Latinoamérica, y Colombia es un país que tiene una economía fuerte, hay mucho comercio extranjero interesado en entrar; por ejemplo, las compañías de manufactura”, dice Roth.

Así mismo, afirma que Littler busca trabajar con abogados que estén capacitados en todos los temas relacionados con los derechos de los empleados, así como personas que estén apasionadas por su trabajo.

“Hace casi 70 años estamos trabajando en la misma área del derecho. Como es algo que a todos nos gusta, lo hacemos con mucha pasión. Tenemos este singular foco de soluciones como respuesta a las necesidades de los clientes”, dice el abogado de la firma extranjera.

Con un equipo jurídico de 980 abogados, con 62 oficinas en EE.UU., México, Venezuela y Centroamérica, la oficina se enfoca en brindar soluciones a multinacionales en el mercado de los países americanos.

Por su parte, el bufete colombiano asegura que una de las razones para estar en el primer lugar en Colombia para la clasificación de Chambers & Partners y Legal 500 en derecho laboral, seguridad social y migratorio, es la relación entre los miembros y la posibilidad de acción para los empleados.

Carlos Godoy, miembro fundador del despacho local, afirma que “nuestros miembros trabajan con pasión porque les mostramos qué carrera pueden hacer y hasta dónde pueden llegar. Hay que complementar el sueño de la firma con el sueño personal”.

Ahora, los abogados de estas firmas coinciden en que Latinoamérica es una región a la cual están apuntando los empresarios mundiales. Con casos como el de Carlos Slim, uno de los hombres más adinerados del mundo, en los que sólo invierten en la región; son prueba de la necesidad de expandir el mercado laboralista, para presentar soluciones a empresas y empleados.

“El mercado se globalizó y los grandes jugadores internacionales están llegando al país. El camino para nosotros, en el cual nos consolidáramos como una ‘sombrilla local’ es muy importante. Por eso nuestra decisión de tener más alternativas para las compañías que quieren operar en Colombia”, indica Godoy.

De igual manera, Andrés Godoy, abogado del despacho colombiano, asegura que una de las razones por las cuales acordaron ser socios de Littler, es poderle dar más oportunidades a los abogados de su empresa. Pues, a parte del beneficio los clientes, “que son el público al cual nos dirigimos, las oportunidades para nuestros abogados en temas de capacitación y exposición son muy grandes”.

La opinión

Jeremy Roth
Codirector de la firma littler Mendelson

“Las firmas que manejamos miran hacia Latinoamérica; y Colombia es un país que tiene una economía fuerte donde hay mucho comercio extranjero interesado en entrar. Por ejemplo, las compañías de manufactura”