Agregue a sus temas de interés

Agregue a sus temas de interés Cerrar

Germán Corcho Tróchez - gcorcho@larepublica.com.co sábado, 18 de enero de 2014

Es enero y varias de las principales firmas de abogados todavía están asesorando negocios que se iniciaron el año pasado. El alargue demuestra que 2013 fue de gran producción para el mercado legal colombiano: se facturaron más de $100.000 millones en las distintas áreas.

El año pasado tuvo dos peculiaridades. La primera fue la firma del Tratado de Libre Comercio (TLC) con la Unión Europea (UE) y un desarrollo mayor del acuerdo comercial con Estados Unidos. Y la segunda fue el mejor rendimiento de las firmas en el segundo semestre, debido a que los negocios pactados a comienzo de año se empezaron a ejecutar.

“En los servicios legales es más notorio porque las empresas planean sus negocios a principio de año, y quieren ejecutarlos y cerrarlos a final. El segundo semestre es mucho más estacional y fuerte en facturación para nosotros”, dijo Jaime Herrera, socio de Posse Herrera Ruiz.

La realidad del sector no es casualidad. Por el contrario, es una consecuencia más de la inversión extranjera que ha aterrizado al país y que registró en la última anualidad el cierre más elevado en la historia: US$16.822 millones, 0,87% más que en 2012, según reveló hace dos semanas el Banco de la República.

Los despachos consultados por LR, de los más importantes a nivel internacional de acuerdo al último ranking de Chambers and Partners, destacaron que justamente mercados capitales, fusiones y adquisiciones, y minero-energético fueron de las áreas con mayor demanda. A la vez que son de las tres en las que más se reflejan los efectos de los TLC.

Para Manuel Quinche, marketing partner de Brigard & Urrutia, las políticas adoptadas por el Gobierno, la gestión de las empresas privadas y la Inversión Extranjera Directa (IED), han sido generadores de una perspectiva nacional “muy positiva” en el corto y mediano plazo.

“Lo anterior permitió que la firma fuera partícipe en proyectos de importancia estratégica, que representaron un interesante volumen de negocios en áreas como infraestructura, recursos naturales, fusiones y adquisiciones, bancario y laboral”, indicó.

Posse Herrera Ruiz y Gómez-Pinzón Zuleta confirmaron la tendencia en la compra y asociaciones de compañías extranjeras con nacionales. En sus respuestas a este medio destacaron su participación en la compra del Banco Santander y Helm Bank, por parte de Corpbanca. Igualmente, la adquisición de un paquete de acciones de Ocensa en manos del fondo de capital privado norteamericano Advent.

En el mismo sector, prietocarrizosa resaltó su asesoría a la compañía nacional de producción de alimentos balanceados para animales, Solla S.A., en la primera gran incursión en el negocio avícola con la compra de Distraves S.A. y de los activos operativos de Pronasa.

Mejoraron facturaciones
Los bufetes contactados informaron que sus balances financieros de 2013 reportaron ganancias frente a 2012.

Prietocarrizosa reportó un consolidado neto de $43.985 millones en 2013, incrementando 25% su producción de 2012, cuando alcanzó los $35.039 millones. Su número de clientes creció en 9%, e igualmente su planta de asociados: 94 a 98.

“Experimentamos un excelente comportamiento de la inversión pública y privada, tanto nacional como extranjera, en distintos sectores de la economía, lo que produjo una gran cantidad de trabajo en las áreas de fusiones y adquisiciones y derecho mercantil”, manifestó su socio fundador, Martín Carrizosa.

Posse Herrera Ruiz aumentó igualmente sus ganancias anuales: pasó de unos $30.000 millones a $36.000 millones, 23% más, y además nutrió su equipo de trabajó: de 77 creció a 100.

“En 2014 se van a concretar transacciones muy grandes. En el primer semestre debemos cerrar no menos de 10 a 15 que comenzamos a trabajarlas el año pasado”, señaló Herrera.

Gómez-Pinzón Zuleta no se quedó atrás. Sumando su área de Propiedad Intelectual con las demás, 2013 le significó entradas por encima de 17%: $37.500 millones, en comparación de los $33.500 que facturó hace dos años. Y al igual que sus competidoras se reforzó en número de abogados: de 78 a 98.

“No medimos tanto el número de clientes, sino transacciones y ventas finales. En este sentido fue mejor 2013. Estamos creciendo en general entre 18% y 22% en todo, sin terminar el balance”, detalló su managing partner, José Luis Suárez.

En el caso de Brigard & Urrutia, Quinche dijo que la firma tuvo un crecimiento de más de 15% en ventas y de 10% en asuntos. “Se refleja un mayor reconocimiento en todos los sectores económicos y en los mercados extranjeros”.

Otras dos firmas destacadas en Chambers informaron por igual un desarrollo económico. Martín Gustavo Ibarra, director de Araújo Ibarra, precisó que ampliaron su cartera de clientes 20%, además de la llegada de nuevos negocios en 10%. Y Álvaro Mantilla Padilla, socio de Arrieta, Mantilla y Asociados, divulgó que la oficina “tuvo una importante actividad”: ganó 23% más que en 2012.

Las opiniones

Martín Carrizosa
Socio fundador de Prietocarrizosa
“Experimentamos un excelente comportamiento de la inversión pública y privada, tanto nacional como extranjera, en distintos sectores de la economía, lo que produjo gran cantidad de trabajo en las áreas de fusiones y adquisiciones y derecho mercantil”.

Jaime Herrera
Socio de Posse Herrera Ruiz
“El tema Drummond está afectando la inversión en este sector. Confiamos en que el Gobierno definirá las políticas para que repunten las locomotoras minero-energéticas y de inversión extranjera, en las que más se manejan clientes grandes”.

José Luis Suárez
Managing partner de Gómez-Pinzón Zuleta
“Las expectativas para 2014 son muy buenas. Nuestra área de fusiones y adquisiciones seguirá creciendo, y en mercado de capitales ya estamos trabajando con tres emisores que están buscando acceder al mercado internacional”.

LA REPÚBLICA +

Registrándose puede personalizar sus contenidos, administrar sus temas de interés, programar sus notificaciones y acceder a la portada en la versión digital.