Andrés Octavio Cardona - acardona@larepublica.com.co Miércoles, 21 de junio de 2017

David Ramírez, abogado asociado de Cavelier Abogados en Medellín, señaló que “la S.A.S. es un tipo societario que sirve para la creación de empresas de pequeña y gran envergadura, que se encuentra diseñada para realizar operaciones dinámicas desde el momento mismo de la constitución, al permitir su creación mediante un documento privado y acto unipersonal, así como en la administración y ejecución de las operaciones comerciales”.

De esta manera, “constituir una sociedad en Colombia implica asesorar a los inversionistas acerca del tipo de sociedad a crear, en función de sus necesidades e intereses, y en particular en todos los aspectos jurídicos relacionados con la actividad económica a desarrollar”, señaló Camilo Franco, abogado y subdirector de Gallego Abogados.

En esta línea, “la firma asesora debe elaborar los estatutos en conjunto con el cliente, regulando específicamente asuntos tales como el objeto social, las relaciones internas entre los socios, la relación de mayorías al ejercer el derecho de voto, el capital a invertir o la forma de administración de la sociedad, entre otros”, agregó Franco.

Para iniciar este proceso hay que “consultar en el Registro Único Empresarial y Social (Rues) que no exista otra sociedad con el nombre razón social que se desea registrar”, señaló Ramírez.

Luego de esta consulta, se debe elaborar el contrato de constitución de S.A.S. o acto unilateral en caso de ser una S.A.S de tipo unipersonal y que debe contener datos específicos como nombre, identificación, montos de capital o domicilio de los accionistas, entre otros requisitos. También, “se debe diligenciar el pre-RUT de la sociedad ante la Dian y, posteriormente, registrar ante la Cámara de Comercio los estatutos firmados”, dijo Ramírez.

Un cambio de ley y un cambio de paradigma

David Ramírez, abogado asociado de Cavelier Abogados en Medellín, explicó que, en 2008, con la creación de la Sociedad por Acciones Simplificada (S.A.S.) por la ley 1258, se dio un cambio de paradigma en Colombia en cuanto al concepto de sociedad, pasando de la concepción de las sociedades como unas estructuras rígidas y complejas a un nuevo tipo de modelo societario flexible y fácil de constituir. De este modo, los empresarios cuentan con mayores facilidades para crear sociedades en la actualidad.

La opinión

David Ramírez
Abogado asociado de Cavelier Abogados
“La creación de esta persona jurídica es solo el inicio de la nueva sociedad, a partir de su constitución, surgen obligaciones jurídicas y tributarias que se deben cumplir de manera periódica”.