Agregue a sus temas de interés

Agregue a sus temas de interés Cerrar

Paulo Andrés Durán G. - pduran@larepublica.com.co lunes, 16 de mayo de 2016

De acuerdo con Paula Gaviria, Consejera presidencial para los Derechos Humanos, no hay una cifra oficial de cuántos menores hacen parte de la guerra hoy. En cálculos de la Unidad de Análisis de Contexto de la Fiscalía (Dinac), las Farc habrían reclutado 11.556 casos entre 1975 y 2014. 

“Lo único veraz son los niños que acuden al Programa de Atención Especial para Niños, Niñas y Adolescentes Desvinculados de Grupos Armados Ilegales del Icbf”, dijo Gaviria.

Conforme con las cifras de la entidad, del total de menores acogidos en el Programa, 4.248 (71%) son hombres y 1.736 (29%) mujeres.

Las Fuerzas Revolucionarias de Colombia (Farc) con 60% del total, es la agrupación armada ilegal que más recluta menores, le siguen niños de las Autodefensas Unidas de Colombia (AUC), con 18%, y del Ejército de Liberación Nacional (ELN), con 16%. Grupos como las Bacrim o los paramilitares enlistan en sus filas a 6%, restante.

Ariel Ávila, director de la Fundación Paz y Reconciliación, manifestó que lo que sí se conoce  por trabajo de campo que el reclutamiento de menores aumentó después de 2003. 

“Esa fue una de las épocas más críticas de este fenómeno pues no solo aumentó el reclutamiento de niños sino que disminuyó la edad de reclusión”, expresó Ávila. Explicó que desde la fundación se estima que 30% de los niños enfilados son menores de 18 años.

El informe, por su parte, muestra que niños entre 16 y 17 años son los que más acuden al Programa de la entidad. Y en algunos casos, las edades bajan hasta 10 años.

Para Luis Eduardo Celis, experto en temas de Conflicto y Construcción de Paz, lo acordado por las delegaciones de desvincular a los menores de 15 años, en un principio, y trazar una ruta para desligar a los demás, es importante en la medida que toca una población vulnerable que ha vivido en carne propia los estragos de la guerra. Gaviria afirmó que el acuerdo constata que se está cerca del fin del conflicto. Y resaltó que gracias a lo acordado los niños serán tratados como lo que son: víctimas.

Acorde con lo sellado por las partes, los niños entre 15 y 18 años serán indultados por delitos de rebelión y conexos, según las leyes colombianas y los niños menores de 14 años quedarán libres de inmediato y los jóvenes entre 16 y 18 que estén vinculados a delitos de lesa humanidad serán cobijados por la justicia transicional. Los menores de 15 años que se desvincularán de la guerrilla posiblemente serían integrados al Sistema de  Responsabilidad Penal para Adolescentes (Srpa), afirmó el Icbf.

En un comunicado emitido por la subdirectora de Responsabilidad Penal del Icbf, Juliana Cortés Guerra, la funcionaria dijo que en la institución están convencidos de que los adolescentes y jóvenes en conflicto con la ley merecen una segunda oportunidad, y por eso, “se seguirá trabajando de la mano con todas las entidades que conforman el Sistema de Responsabilidad Penal en la búsqueda de soluciones”.

Finalmente, el Defensor del Pueblo, Alfonso Cajiao Cabrera expresó por medio de un comunicado, que en 48 horas, la entidad se sumará a la mesa técnica para definir el protocolo de desvinculación de los menores.

Recomendaciones del sector empresarial para la paz
La Asociación Nacional de Industriales (Andi) y la Fundación para el Progreso de Antioquia (Proantioquia) conscientes que la firma de los acuerdos de La Habana es necesaria para la construcción de un mejor país, pero que ello no significa que la paz sea sostenible, le da algunas recomendaciones al Gobierno y sus delegados.

De acuerdo con el sector empresarial para construir a nivel territorial la paz, primero se debe tener claro los principios y compromisos de lo que significa construir la paz.

Por tal razón, hace un llamado a que haya una agrupación multisectorial que permita plasmar un ideario de desarrollo sostenible común que no raye con intereses individuales.

Así mismo, para el empresariado hay puntos en la agenda que deben ser mejor desarrollados como la conformación y dotación del Fondo de Tierras contemplado como parte de la Reforma Rural Transformadora. En este punto deben existir límites razonables fiscal y socialmente para dirimir las siguientes cuestiones: ¿cuántas hectáreas? Para ¿cuántas familias campesinas? y ¿en dónde?

Otro de los puntos pendientes, es la política y los planes de lucha contra la corrupción pues según los industriales están vagamente expresados en los acuerdos, pero son cruciales para la eficacia del proceso y la confianza en él. De igual forma, piden la aplicación de un Plan Integral de Sustitución de Cultivos Ilícitos, acorde con las necesidades del territorio, pertinente con las capacidades del mismo y que sea una estrategia sostenible.

Y el plebliscito como mecanismo de refrendación de los acuerdos también es un tema por definir. La Corte Constitucional citó audiencia sobre este tema se llevará a cabo el 26 de mayo.

Las opiniones

Paula Gaviria
Consejera presidencial Derechos Humanos
“Lo acordado por las partes en La Habana constata que se está cerca del fin del conflicto. Gracias a las medidas a tomar, los niños, niñas y adolescentes serán tratados como lo que son: víctimas”.

Ariel Ávila
Director de la Fundación Paz y Reconciliación 
“El reclutamiento de menores de edad se incrementó después de 2003, una de las épocas más críticas. Desde la Fundación Paz y Reconciliación se estima que 30% de los niños son menores de 18 años”.

LA REPÚBLICA +

Registrándose puede personalizar sus contenidos, administrar sus temas de interés, programar sus notificaciones y acceder a la portada en la versión digital.