Agregue a sus temas de interés

Agregue a sus temas de interés Cerrar

Cronista - Buenos Aires viernes, 12 de octubre de 2012

El fiscal Ricardo González, tras ser relevado este jueves sorpresivamente de la investigación por el llamado ‘carrusel’ de la contratación de obras en la capital, dijo que el proceso queda en su mejor momento y que no cree que su relevo se deba a un cobro de cuentas por la gestión que venía adelantando.

González, fiscal delegado ante la Corte Suprema de Justicia, que tenía desde hace un año a su cargo la investigación, aseguró que entiende que su puesto es de libre nombramiento y remoción. “Lo asumo con total tranquilidad y respeto, por supuesto, por la discrecionalidad que utiliza el doctor Eduardo Montealegre para que yo no esté más en la institución”.

También desestimó que su relevo se deba a que tenía adelantado un acuerdo con los primos Miguel, Manuel y Guido Nule, del cual se hubiera podido derivar más información que salpicaría seriamente a varios de los 17 concejales llamados a interrogatorio en 2011, a cinco de los cuales la Fiscalía les alista imputación de cargos. “Creo que no. La investigación está en su mejor momento”, dijo.

Respecto del contratista Emilio Tapia, el ex fiscal González aseguró que viene colaborando con el ente acusador para esclarecer el episodio. “Debo decir con absoluta lealtad procesal que esa persona nos ha dado información muy valiosa, generando rutas de investigación muy productivas. Finalmente, con eso se hace una imputación y lo que ya se conoce públicamente, y se empieza a formalizar el posible acuerdo”. Recordó, así mismo, que el tema fue abordado directamente por el despacho de la Vicefiscalía. “Es allí donde se han venido adelantando las conversaciones y donde seguramente irán a tomarse decisiones en ese sentido. La colaboración que ha prestado Tapia es muy importante, muy significativa, y ahí están los elementos. La investigación queda en su mejor momento y tendrá que capitalizarse alternando criterios distintos”.

Sobre el abogado Álvaro Dávila, dijo que también se adelantó una investigación que está prácticamente lista. “Pero, en su momento, se me hizo saber que él iba a acercarse a la Vicefiscalía para iniciar un proceso de colaboración y desde entonces yo he estado al margen de ese tema, porque lo ha manejado directamente la Vicefiscalía”. “De modo que yo no sé en qué temas serán las propuestas de colaboración. No sé cuál será la contrapropuesta de la entidad”, agregó González. “Pero lo que sí es cierto es que habría que partir de la premisa procesal de que para cualquier colaboración, el paso previo es una imputación. Y eso está ahí pendiente”.

González contó que la decisión sobre su salida le fue notificada por el vicefiscal general de la Nación, Jorge Perdomo Torres. “Me llamó para una manifestación expresa de gratitud y de reconocimiento por la labor, previa precisión de que no había la menor recriminación ni queja, para decirme que me transmitía el mensaje del doctor Eduardo Montealegre de que necesitaban disponer de la fiscalía a mi cargo”.

LA REPÚBLICA +

Registrándose puede personalizar sus contenidos, administrar sus temas de interés, programar sus notificaciones y acceder a la portada en la versión digital.