Agregue a sus temas de interés

Agregue a sus temas de interés Cerrar

Laura Sofía Solórzano C - lsolorzano@larepublica.com.co viernes, 21 de febrero de 2020

Según la Superindustria, el signo solicitado contaba con suficiente distintividad para salir al mercado

Cada vez que va a pagar una compra con su tarjeta crédito, la pregunta sobre si el plástico es Visa o Mastercard es casi obligatoria. Por esto, el posicionamiento que Visa ha alcanzado en el mercado internacional a lo largo del tiempo es alto, siendo reconocida como una de las principales franquicias de tarjetas, con una cobertura en todo el mundo.

Por eso, y partiendo de esa notoriedad, la marca buscó tener una protección amplia dentro de la Superintendencia de Industria y Comercio (SIC). En este caso, la empresa manifestó con su oposición al registro del signo Visa S.A Vidrios de Seguridad de Antioquia, que buscaba distinguir productos en la clase 19 de Niza.

Visa International Service Association señaló que la marca solicitada era similarmente confundible con la suya, por lo cual, podía inducir al error del consumidor. “Esta Dirección debe tener en cuenta que la marca notoria Visa debe ser protegida de cualquier riesgo de dilución posible”, concluyó.

LOS CONTRASTES

  • Julio SeneorSocio Director de Seneor Abogados

    "Creo que ha debido negarse la marca, así sean clases distintas y así no haya una conexidad correlativa, por el simple hecho de que la marca Visa es una marca notoria y una de las más importantes del mundo".

También señaló que el signo solicitado no tenía otros elementos distintivos dentro de su composición porque la expresión “vidrios de seguridad de Antioquia” tenía un carácter informativo y descriptivo, mientras que las siglas “S.A.” eran impuestas en función al tipo societario del solicitante.

Por su lado, la compañía Vidrios de Seguridad de Antioquia S.A. se defendió diciendo que las marcas en pleito identificaban productos o servicios dentro de clases diferentes, y que tampoco compartían canales de difusión o finalidad, además, de no ser intercambiables.

Visa también se interesó por demostrar su notoriedad en el mercado, por lo que presentó varias pruebas a la Dirección, donde demostraba su posicionamiento a nivel internacional y las conexiones que tenía con diferentes bancos con presencia en el país como Bancolombia, Davivienda y Bbva, entre otros.

Dentro del estudio de irregistrabilidad la Superindustria evaluó las clases en las que las marcas distinguían sus productos, con lo que encontró que mientras el signo solicitado, Visa S.A, distinguía en la clase 19, la compañía opositora lo hacía en las clases 9,16, 25, 35, 36, 38,39.

“Los cuales conforme a los factores de conexión competitiva, no guarda relación de intercambiabilidad o complementariedad alguna con los productos que busca distinguir el signo solicitado a registro”, añadió.

Partiendo de este hallazgo, y teniendo en cuenta que no se cumplía ninguna de las causales de irregistrabilidad, la SIC declaró infundada la oposición interpuesta por Visa y le concedió el registro a Visa S.A Vidrios de Seguridad de Antioquia por diez años.

Pese a esta decisión, gracias a las pruebas de notoriedad presentadas por la oposición, el organismo extendió la notoriedad del signo Visa para identificar Tarjetas de Crédito y productos de la clase 36.

LA REPÚBLICA +

Registrándose puede personalizar sus contenidos, administrar sus temas de interés, programar sus notificaciones y acceder a la portada en la versión digital.