La República

Laura Lucía Becerra Elejalde - lbecerra@larepublica.com.co Sábado, 11 de noviembre de 2017

El despacho no halló riesgos en coexistencia de los signos

La Superintendencia de Industria y Comercio (SIC) declaró infundada, por medio de la Resolución N° 68338, la oposición que presentó La Fábrica de Especias y Productos El Rey ante la inscripción de la marca Conde’s Pizza.
El signo fue solicitado para la clase 30 de la Clasificación Internacional de Niza en la Dirección de Signos Distintivos de la entidad por Proyectos Condes S.A.S., sociedad dedicada a servicios de restaurantes en la ciudad de Pereira.

Según El Rey, el nuevo signo evocaba el mismo concepto de realeza de su marca, que fue reconocida como notoria en 2010 por la SIC, razón por la cual el opositor sostuvo que el signo solicitado no solo estaba inscrito en la causal de irregistrabilidad contenida en el Literal a) del artículo 136 de la Decisión 486 de la comunidad Andina, referente a la semejanza entre un signo solicitado con uno existente, sino también en la causal contenida en el Literal h.

Según la norma, los signos que constituyan una reproducción, imitación, traducción, transliteración o transcripción, total o parcial, de un signo distintivo notoriamente conocido no podrán ser inscritos como marcas en la Dirección de Signos Distintivos.

Sin embargo, el despacho encontró que este argumento no tenía lugar, dado que al hacer un análisis comparativo entre los dos símbolos, el director de Signos Distintivos, Juan Manuel Serrano, sostuvo que cada uno gozaba de suficiente distintividad como para no ser confundido erróneamente con el otro.

“Esta Dirección observa que cada uno de ellos cuenta con elementos adicionales que generan que al ser pronunciados y transcritos produzcan una impresión totalmente diferente en el consumidor y en caso de coexistencia no generarían riesgo de confusión ni de asociación”, indicó Serrano.

Con esta determinación, la Dirección declaró infundada la oposición que presentó El Rey, y decidió otorgar a Proyectos Condes la titularidad de la marca Conde’s Pizza en la clase 30 de Niza, la cual estará vigente por los próximos 10 años.

Para Ángela Amaya, socia de Amaya Propiedad Intelectual, la decisión de la SIC fue coherente por lo que sostuvo que “el signo solicitado Conde’s Pizza cuenta con suficientes elementos conceptuales y figurativos que le permiten al público consumidor distinguirlo de la marca registrada El Rey”