Agregue a sus temas de interés

Agregue a sus temas de interés Cerrar

Expansión - Madrid miércoles, 22 de enero de 2014

Los bufetes anglosajones siguen ganando protagonismo en el sector legal español. Si en el ránking de operaciones del primer semestre se podía intuir esta tendencia, los datos globales del ejercicio 2013 no dejan lugar a dudas y confirman el avance de estas firmas.

La internacionalización de las fusiones y adquisiciones ha provocado este cambio de comportamiento, que ha dejado de ser una anécdota para convertirse en una realidad.

No obstante, y a pesar de este cambio de tendencia, los bufetes nacionales siguen siendo los que acaparan mayor número de operaciones en España. Uría Menéndez, Garrigues, Cuatrecasas, Gonçalves Pereira o Gómez-Acebo & Pombo ocupan posiciones de honor tanto en el ránking de las mayores operaciones corporativas y financieras de 2013, elaborado por Expansión, como en los indicadores de Bloomberg, Thomson Reuters y TTR.

De hecho, Uría Menéndez ocupa el primer puesto en las dos primeras listas y sólo Garrigues le desplaza a una segunda posición en la clasificación elaborada por TTR.

Número de transacciones
Únicamente el indicador de Mergermarket relega a Garrigues y Uría Menéndez hasta la cuarta y sexta posición, respectivamente. En este caso, el podio lo ocupan los bufetes Clifford Chance, Linklaters y Freshfields, ya que este listado establece el orden teniendo en cuenta el importe total de las operaciones anunciadas durante el ejercicio 2013.

Sin embargo, si en lugar de por valor se analiza la actividad por volumen de operaciones, las posiciones cambian drásticamente, alzando al primer puesto a Cuatrecasas, Gonçalves Pereira (51), seguido por Uría Menéndez (44) y Garrigues (34). A éstas le seguirían Clifford Chance (27), Kpmg Abogados (25) y Linklaters y Freshfields, con 19 operaciones cada una.

Dejando de lado las posiciones que ocupan los despachos de abogados en los diferentes ránkings, otro dato interesante a tener en cuenta es el montante de cada una de las operaciones. El valor de las fusiones y adquisiciones, como del resto de operaciones financieras llevadas a cabo el año pasado, muestra una clara tendencia al alza, lo que hace presagiar que en 2014 tendrá lugar un claro cambio de tendencia en el conjunto de los sectores económicos de España.

Otro de los aspectos más relevantes de 2013 es la progresiva presencia de grandes fondos de inversión y su creciente interés por adquirir participaciones y bienes de empresas nacionales. Nombres hasta ahora casi desconocidos en España, como Warburg Pincus, Triton Partners o Värde Partners han protagonizado importantes adquisiciones a lo largo del ejercicio pasado.

Entre las principales operaciones que estos fondos de inversión internacional realizaron el año pasado hay que destacar la adquisición de 100% de Befesa por parte de Triton Partners; la compra de 51% de Aliseda -plataforma inmobiliaria de Banco Popular- por Kennedy Wilson y Värde Partners; o la venta a Warburg Pincus de 50% de Santander Asset Management, de la entidad presidida por Emilio Botín.

Precisamente, es la llegada de grandes inversores internacionales lo que explica, en parte, el avance de los bufetes anglosajones, con sede en Londres y Nueva York, las principales plazas financieras y legales del mundo.

En este sentido, también destacan las operaciones protagonizadas por inversores industriales en 2013, como fueron las relacionadas con la compra de Grupo Avanza por parte del grupo mexicano ADO y la adquisición de acciones de Campofrío por parte de la también mexicana Sigma Alimentos y de la china Shuanghui.

Este tipo de transacciones son especialmente importantes para el sector legal, no sólo porque mercantil sigue siendo la práctica que más negocio aporta a las firmas, sino porque las grandes operaciones internacionales implican a un mayor número de asesores legales.

En el caso de la adquisición de Avanza, hasta cuatro bufetes intervinieron en la operación -Baker & McKenzie, Deloitte Abogados, Freshfields y PwC-, mientras que en la opa de la compañía de alimentación Campofrío, la cifra de despachos asciende hasta seis: Linklaters, Garrigues, DLA Piper, Cuatrecasas, Gonçalves Pereira, Baker & McKenzie y Kpmg.

Reestructuraciones
En cuanto a las operaciones financieras, la actividad se ha centrado, principalmente, en la reestructuración y refinanciación de deuda, la emisión de bonos o la solicitud de préstamos para adquirir acciones de compañías.

Una de las operaciones más importantes fue la reestructuración de la deuda de US$6.600 millones de El Corte Inglés. En este caso, DLA Piper y Cuatrecasas actuaron como asesores del gigante de la distribución española.

Otras refinanciaciones importantes fueron la de Grupo Prisa -en la que intervinieron Garrigues y Linklaters, para el grupo de comunicación, y Clifford Chance, que asesoró a la entidades financieras-. Este último también participó en la reestructuración de deuda de Grupo Eroski, al igual que DJV Abogados.

LA REPÚBLICA +

Registrándose puede personalizar sus contenidos, administrar sus temas de interés, programar sus notificaciones y acceder a la portada en la versión digital.