Agregue a sus temas de interés

Agregue a sus temas de interés Cerrar

Sábado, 24 de junio de 2017

Mientras que la fundación se dedica a acoger niños víctimas de abandono, la fábrica trabaja en la producción y comercialización de variedad de condimentos. Si bien estas actividades parecen tener poco o nada en común, las dos organizaciones se encontraron ante los tribunales de la SIC por algo que parecen compartir: un signo que generó polémica. 

Cuando la Fundación Universo de Amor presentó su solicitud para registrar “Diamor ¡Siente el amor en su sabor!”, los representantes de El Rey expresaron que encontraban similitudes con su lema “Con El Rey y mucho amor”, el cual es un signo notorio de la compañía. 

Si bien el primer argumento presentado por la empresa de condimentos se apoyó en la causa de confundibilidad entre ambas marcas. La defensa respondió con argumentos sólidos que partían del concepto de la Disposición Andina, la cual sostiene que  “para que el registro de una marca sea negado se necesita que ella cumpla con varios supuestos de hecho”.

Uno de ellos es que el signo o marca solicitada para registro sea idéntico a un lema comercial ya registrado o en proceso de solicitud. El segundo, se apoya en la posibilidad de que el signo genere confusión o de aprovecharse injustamente del reconocimiento comercial del signo anterior. 

En este caso el principal argumento de la defensa fue la visión integral de Diamor, ya que la solicitud hecha no funciona como elemento independiente, sino que se acompañan en una unidad la parte nominativa o la frase, con la imagen. En este caso es un pastel animado. 

El Despacho analizó que ambos signos comparten la partícula “amor”, pero de acuerdo a lo expresado en la resolución del caso, la N° 22273, “la coincidencia en una única partícula no puede ser precepto de negación del signo”.

Para la abogada especialista en propiedad industrial, Catherine Zea, este es otro caso donde el opositor no cuenta con suficientes elementos distintivos como para solicitar la anulación del registro de la otra marca.

En esta misma línea coincide Andrea Donato, miembro de Consulting Group Marado, firma que representó al solicitante en el pleito. 

Para Donato, “es un hecho real que la SIC siempre se ha esmerado en proteger los signos que se encuentran protegidos”.

“No obstante, encontramos un caso típico donde a pesar de que el titular del registro vigente presentó oposición fundamentándose en un signo notorio, no lo realizó con los argumentos jurídicos suficientes, puesto que al analizar los signos siempre debemos ubicar lo que realmente prima en estos casos y es la posible confundibilidad que pueden generar los signos en el mercado”, agregó la representante.

Antecedentes

El 11 de mayo de 2016, la Fundación Universo Amor solicitó registrar el signo “Diamor ¡Siente el amor en su sabor!”,  un logo compuesto donde figura un postre animado junto a la frase en cuestión. 

A raíz de la solicitud, la compañía de condimentos y especias El Rey presentó su oposición por la posibilidad de confusión con su lema “con El Rey y mucho amor”, sosteniendo que ambas expresiones transmiten un mensaje similar  lo que llevaría a una confusión conceptual o ideológica entre los consumidores.

La opinión

Catherine Zea
Socia de Zea Consultora
“Concuerdo con la decisión de la SIC, ya que el conjunto solicitado cuenta con elementos distintivos que impiden que se  genere riesgo de asociación o confusión con el lema registrado”.

LA REPÚBLICA +

Registrándose puede personalizar sus contenidos, administrar sus temas de interés, programar sus notificaciones y acceder a la portada en la versión digital.