Agregue a sus temas de interés

Agregue a sus temas de interés Cerrar

Colprensa lunes, 6 de junio de 2016

Con la decisión de la Corte Constitucional queda un sistema híbrido entre lo que estaba antes y lo que quedó de la reforma. ¿Cómo se podrá armonizar el funcionamiento de la Rama Judicial?
En efecto tendríamos un sistema híbrido. Por ejemplo, tendríamos la sala administrativa del Consejo Superior de la Judicatura, junto con la estructura disciplinaria de jueces y empleados de la Rama que se diseñó en el Acto Legislativo 02 de 2015 (la Comisión Nacional de Disciplina Judicial), como parte de un modelo diferente. Ahora debemos buscar el mejor camino para evitar traumatismos en los servicios de justicia que reciben los ciudadanos.

¿Cuál es la principal crítica que el Gobierno Nacional le hace a la Sala Administrativa de la Judicatura?
No creo que se pueda hablar de una crítica principal a la Sala Administrativa, pero sí es necesario superar algunas falencias en la dinámica de su funcionamiento, que han llevado, entre otras cosas, a bajos niveles de ejecución de los recursos de inversión de la Rama y a dificultades de implementación de los modelos de gestión de los despachos judiciales.

Ahora los magistrados de la Sala Administrativa harán las listas para elegir a los integrantes de la Comisión Nacional de Disciplina y de la Comisión de Aforados, ¿habrá riesgo de parcialidad?
Lo ideal es que exista un equilibrio, una separación clara de funciones y un autocontrol en la Rama. En ese evento sí sería inconveniente que la Sala Administrativa acumulara todas estas funciones.  

¿Como sigue la Judicatura? ¿ya se habló algo en materia de presupuesto?
En este momento no se ha conversado nada respecto al presupuesto, pero lo que sí es claro, de acuerdo con el fallo, es que el Consejo Superior de la Judicatura será el que continúe administrando esos recursos.

¿La decisión de la Corte implica que ya no se puede modificar estructuralmente la Constitución?, ¿qué hacer?
Como ya lo he dicho, creo que es necesario impulsar múltiples reformas, tanto en el plano legislativo como en el plano social. Para fortalecer la justicia en la totalidad del territorio colombiano.                                  

Asamblea constituyente
Para el ministro de Justicia, la Asamblea Nacional Constituyente no es la salida para reformar la Rama Judicial. “Lo he dicho y seguiré sosteniéndolo, este no es el momento para ese mecanismo. Un proceso de paz ad portas de firmarse, unos acuerdos de La Habana que están por terminar. No resistiría el país una Asamblea Nacional, que se sabe cómo inicia, pero no cómo termina. Sería un salto al vacío y, por ahora, no estaríamos de acuerdo con que se convocara”, concluyó.

LA REPÚBLICA +

Registrándose puede personalizar sus contenidos, administrar sus temas de interés, programar sus notificaciones y acceder a la portada en la versión digital.