Natalia Cubillos Murcia - ncubillos@larepublica.com.co Miércoles, 8 de agosto de 2012

El procurador general, Alejando Ordoñez, de la nación dice que el alcalde de Bogotá, Gustavo Petro, se la fumó verde frente a su propuesta de generar centros de consumo regularizado para los drogadictos.

El afirmó que insistirá en la idea de crear Centros de Atención Médica para Adictos a las Drogas, CAMAD, como estrategia para reducir el crimen y microtráfico en la capital. Esta no resultaría ser un salto al vacío, como lo calificaron algunos opositores de la estrategia, pues varios de los países pertenecientes a la Organización de Estados Americanos, OEA, ya implementan este tipo de medidas. “No es un salto al vacío pues este tipo de medidas ya son implementas por estados que hacen parte de la OEA, la ciudad de Vancouver es una ciudad canadiense, Canadá hace parte de la OEA y está implementando uno de los programas más exitosos en el mundo”, manifestó.Para Petro es obvio que la propuesta desate polémica, más cuando este tipo de estrategias pretenden construir mejores opciones de vida.“Es obvio que desate polémica, nada que intente construir un mejor vivir, un mejor futuro, pasará sin polémica en una sociedad que desgraciadamente se ha acostumbrado a no cambiar. Si en 60 ciudades del mundo, varias de ellas americanas ha producido hechos beneficiosos como aislar la juventud del crimen, quitar el consumo de las calles y debilitar las bandas del narcotráfico dedicadas al microtráfico, claro que hay que insistir”, reiteró el Alcalde Mayor.Por último el mandatario recordó que la estrategia contempla una atención integral, es decir, que irá de la mano con una política de salud que busque la prevención y que intente disminuir los daños del consumo. “La estrategia es integral, primero es prevención, prevenir es mejor que curar, segundo rehabilitación, que significa tratamientos asistidos para salir del consumo y de la adicción y el tercer elemento es la disminución del daño, que significa que ante la existencia del adicto hay que disminuir el daño sobre ellos mismos y a la sociedad”, concluyó Petro.