Vanessa Pérez Díaz - vperez@larepublica.com.co Jueves, 4 de septiembre de 2014

El alcalde de Bogotá, Gustavo Petro, no solo deberá desmontar el esquema de basuras que funciona actualmente en la capital del país en un plazo máximo de seis meses, sino que además tendrá que pagar una multa que asciende a $410,2 millones por implantar este modelo operativo.

Así lo anunció el superintendente de Industria y Comercio Ad Hoc, Luis Guillermo Vélez, quien explicó que las sanciones a 10 personas naturales (entre las que se incluye el Alcalde de Bogotá) se imponen porque “colaboraron, facilitaron, autorizaron, ejecutaron y/o toleraron el diseño e implementación de un esquema de recolección de basuras en violación de la Constitución y de la ley”.

Este anuncio es la ratificación de la Resolución Nº 25036 del 21 de abril de 2014, en la que se multó tanto a las empresas participantes en este modelo, como a las personas naturales vinculadas a dichas firmas de servicio público por limitar la libre competencia.

Además, Vélez agregó que es la respuesta a los diferentes recursos de reposición interpuestos contra esta medida y advirtió que no procede recurso alguno contra la decisión del Superintendente de Industria y Comercio Ad Hoc.

“Con esta nueva resolución (número 53788 del 3 de septiembre de 2014) se ratifica la decisión de ordenar a la Unidad Administrativa Especial de Servicios Públicos (Uaesp), a la Empresa de Acueducto, Alcantarillado y Aseo de Bogotá E.S.P. (EAB), y a la empresa Aguas de Bogotá S.A. E.S.P., en lo de su competencia, cesar de manera inmediata cualquier conducta encaminada a bloquear o limitar la participación de competidores en el mercado de prestación del servicio de aseo en la ciudad de Bogotá”, informó el Superintendente.

En esta resolución también se ratificaron las multas que deben pagar las empresas anteriormente mencionadas por atentar contra la libre competencia. La suma total asciende a $80.794 millones, distribuida de la siguiente manera: la EAB deberá cancelar $61.600 millones, la Uaesp un monto de $17.864 millones, y Aguas de Bogotá está obligada a cancelar $1.330,5 millones.

Otras de las personas naturales multadas fueron: la directora de la Uaesp, Nelly Mogollón Montañéz; el gerente general de la EAB, Diego Bravo Borda; el gerente de Aguas de Bogotá, Mario Álvarez Ulloa, entre otros.

Una vez cumplido los seis meses “deberá regir un régimen de competencia libre o en su defecto un régimen de competencia con áreas de servicio exclusivo en los términos del artículo 365 de la Constitución y el artículo 40 de la Ley 142 de 1994, régimen que en cualquier caso deberá involucrar la participación de la población recicladora en los términos establecidos en las decisiones de la Corte Constitucional”, dijo Vélez.