Agregue a sus temas de interés

Agregue a sus temas de interés Cerrar

José González Bell - jgonzalez@larepublica.com.co lunes, 18 de noviembre de 2019

Los dirigentes locales podrán declarar toque de queda si la situación lo necesita y así garantizar el orden público.

En rueda de prensa, el nuevo ministro de Defensa, Carlos Holmes Trujillo, la ministra del Interior, Nancy Patricia Gutiérrez y el Fiscal General, Fabio Espitia, indicaron las medidas que se tomaron para garantizar el orden durante la jornada de paro nacional el próximo jueves 21 de npviembre, convocado por los sindicatos y las centrales obreras del país.

La ministra del Interior expresó que en la tarde de hoy emitirán un decreto firmado por el presidente Duque para que los alcaldes de las ciudades y municipios tengan la potestad de declarar toque de queda si la situación así lo necesita. Así mismo, los dirigentes podrán restringir otras acciones como la limitación de armas, cierre de pasos fronterizos fluviales y terrestres, y restricciones al consumo de bebidas alcohólicas.

Cabe resaltar que la ministra fue enfática en decir que no es un toque de queda general o nacional, sino una herramienta que tendrán los dirigentes locales para garantizar el orden público, teniendo siempre presente los principios de proporcionalidad. En ningún momento los dirigentes podrán prohibir o limitar las manifestaciones sociales.

El toque de queda es la prohibición, establecida por instituciones gubernamentales, de circular libremente por las calles de una ciudad o permanecer en lugares públicos, sobre todo en horario nocturno.

Por su parte, el nuevo ministro de Defensa, Carlos Holmes Trujillo, indicó que continúa el proceso de coordinación de las instituciones del Estado con el objetivo de garantizar el derecho a la protesta pacifica.

"Avanza los procesos de coordinación requeridos para hacerle frente a cualquier manifestación de violencia o vandalismo que pueda presentarse", expresó.

A su turno, el fiscal general señaló que desde el ente acusador se dispuso un grupo de fiscales para atender las situaciones “irregulares” que se presenten durante el desarrollo de la jornada para que el proceso de judicialización sea más rápido.

En cada seccional han sido destacados 49 fiscales especializados y 58 de las URI que adelantaron los actos urgentes y judicializaciones requeridas ante posibles conductas delictivas”, expuso el jefe del búnker, al tiempo que añadió que trabajarán de la mano con la Policía.

LA REPÚBLICA +

Registrándose puede personalizar sus contenidos, administrar sus temas de interés, programar sus notificaciones y acceder a la portada en la versión digital.