Agregue a sus temas de interés

Agregue a sus temas de interés Cerrar

  • Juliana Ramírez Prado

lunes, 11 de julio de 2016

Sin embargo, la ganadora en el primer round fue la fabricante de motocicletas  Hero Motors, pues aunque la Delegatura evidenció que el signo solicitado reproducía completamente la marca opositora, indicó que “teniendo en cuenta que no se configura el segundo de los requisitos de la norma internacional, cualquier análisis posterior resulta improcedente, motivo por el cual se procedió a declarar infundada la oposición presentada en aplicación del artículo siete de la Convención General Interamericana sobre Protección Marcaria y Comercial”.

Juan Pablo Concha, socio de  Baker & McKenzie  y experto de Propiedad Intelectual, explicó que la parte opositora no fundamentó sus pruebas en la decisión 486 de la Comunidad Andina, sino en la Convención General Interamericana de Marcas y seguramente el abogado apoderado no logró probar todos los requisitos exigidos para citar dicha convención”.

Con la luz verde de la Superindustria, la marca Maestro de Hero Motors podrá identificarlos productos relacionados en la clase 12 de la Clasificación Internacional Niza, tales como vehículos, chasis, asientos de automóvil, manijas de puertas para automóvil, entre otros.

¿Cómo comenzó?
Todo inició cuando el 22 de julio del año pasado Hero Motors realizó el requerimiento del registro de la marca Maestro ante la Superintendencia de Industria y Comercio a lo que le resultó la oposición de Giant Bicycle INC, que además de tener ya registrado dicho signo, este identificaba la misma clase de productos que el solicitante pretendía identificar.

Entre los principales argumentos de la parte opositora, quienes utilizan la marca Maestro para referirse al sistema de suspensión de bicicletas,  se encontraba que lo solicitado no contaba con elementos adicionales que le permitieran adquirir una distintividad y por el contrario se trataba de una reproducción idéntica al signo previamente registrado.

Como respuesta a la oposición presentada, y dentro de los plazos establecidos, Hero Motors respondió trayendo a colación que la marca en conflicto coexistió por más de tres años con otra igual, bajo la titularidad de Daniel Restrepo, periodo en el cual, Giant Bicycle INC no declaró ni negativa ni solicitó cancelación y esta última solo se dio cuando la SIC determinó falta de uso.

Con la cancelación anterior, Hero Motors procedió a solicitar el registro. Según los apoderados de la firma de la India, los opositores no presentaron pruebas suficientes que demostraran que su cliente conocía la existencia de la marca Maestro registrada previamente por  Giant Bicycle INC .

Lo que sigue
Al final de la resolución, María José Lamus, directora de Signos Distintivos de la SIC, precisa que la parte opositora liderada por Giant Bicycle INC aún cuenta con recursos como el de apelación que puede ser presentado ante la Delegatura de la Propiedad Industrial. “Dicho recurso deberá remitirse en los siguientes 10 días hábiles a la fecha de notificación”, indicó el documento. En caso tal de que esto no  vuelva a prosperar se podrá dirigir como última instancia al Consejo de Estado para que revise la actuación de la SIC.

La opinión

Juan Pablo Concha
S
ocio de Baker & McKenzie 
“La parte opositora no fundamentó sus pruebas en la decisión 486 de la Comunidad Andina, sino en la Convención General Interamericana de Marcas, y seguramente no lograron todos los requisitos”.

LA REPÚBLICA +

Registrándose puede personalizar sus contenidos, administrar sus temas de interés, programar sus notificaciones y acceder a la portada en la versión digital.