Colprensa

Agregue a sus temas de interés

Agregue a sus temas de interés Cerrar

Cristian Acosta Argote - cacosta@larepublica.com.co viernes, 18 de junio de 2021

El joven fue asesinado por un uniformado del Esmad en noviembre de 2019, en medio de las manifestaciones sociales en el país

La Corte Constitucional accedió a las pretensiones de la familia de Dilan Cruz de trasladar el caso del asesinato del joven a manos del Esmad a la justicia ordinaria, en vez de que sea evaluado por la justicia penal militar. La Sala Plena de alto tribunal dejó sin fundamento la decisión de la extinta Sala Disciplinaria del Consejo Superior de la Judicatura, la cual había enviado el caso a la jurisdicción militar.

Según los familiares de Cruz, el hecho de que el caso estuviera en manos de la justicia penal militar generaba más vacíos en la investigación además que hacía más profunda la revictimización. La vulneración en curso se hace más profunda y genera espacios de revictimización de los familiares que reclaman justicia y no encuentran las garantías del orden constitucional y del derecho internacional de los derechos humanos según las cuales este tipo de hechos deben ser investigados y juzgados bajo los máximos estándares y no en tribunales marciales", afirmaron los familiares.

Dilan Cruz resultó víctima de un ataque por parte de un uniformado del cuerpo del Esmad el pasado 2019 en el centro de Bogotá. La muerte se produjo en medio de las manifestaciones sociales de ese entonces que, pocos meses antes de la pandemia, movilizaron miles de personas a las calles.

El caso de Cruz tomó gran revuelo porque puso en tela de juicio si la Fuerza Pública está excediendo su fuerza ante las manifestaciones sociales. La imagen del joven asesinado se convirtió también en un ícono por encarnar las supuestas agresiones contra los ciudadanos que salen a las calles a marchar.

LA REPÚBLICA +

Registrándose puede personalizar sus contenidos, administrar sus temas de interés, programar sus notificaciones y acceder a la portada en la versión digital.