Bloomberg

Agregue a sus temas de interés

Agregue a sus temas de interés Cerrar

Bloomberg Viernes, 12 de abril de 2019

Dinamarca reportó a la policía las operaciones locales de Ernst & Young y KPMG

EY está siendo investigado por no avisar a las autoridades sobre las alertas rojas vinculadas a Danske Bank A/S, el caso de lavado de Estonia. KPMG era el auditor de Kobenhavns Andelskasse, un pequeño banco local que cerraron el año pasado por sospechas de que había sido utilizado sistemáticamente para el lavado de dinero.

El ministro de negocios, Rasmus Jarlov, dijo: “Es bueno que las autoridades (la Autoridad de Negocios, la policía y la Autoridad de Supervisión Financiera) estén al cien por cien dedicados a este caso”, que “debe ser investigado a fondo”.

Lavandería estonia
La Autoridad Empresarial Danesa comenzó su investigación sobre EY el año pasado cuando se conoció la magnitud del escándalo de Danske. El banco más grande de Dinamarca se encuentra en el centro de una saga de lavado de Estonia por US$230.000 millones que abarca los años 2007 a 2015. El regulador financiero advirtió recientemente que los prestamistas más pequeños también corren el riesgo de ser víctimas de los lavadores, ya que los bancos más grandes potencian su esfuerzos de cumplimiento.

Ernst & Young está enganchado por su trabajo de auditoría a las cuentas de Danske en 2014. KPMG fue denunciado a la policía por su auditoría del informe anual 2017 de Kobenhavns Andelskasse.

Dinamarca ha dejado en claro que quiere establecer algunos de los estándares más exigentes de Europa en la lucha contra el lavado de dinero, luego de que la reputación del país se vio afectada por el escándalo del Danske Bank. Los legisladores acordaron el mes pasado incluir en esos nuevos estándares la libertad de prohibir a las firmas contables hacer negocios, si no realizan su trabajo correctamente.

El escándalo del dinero sucio que se extendió por las regiones nórdica y báltica también ha involucrado recientemente a Swedbank AB, el banco más antiguo de Suecia y el mayor banco hipotecario. Swedbank había contratado inicialmente a Ernst & Young para realizar una revisión de sus transacciones sospechosas, pero se distanció de la empresa por las críticas públicas sobre la investigación danesa en curso.

En una declaración el viernes, la Autoridad de Negocios Danesa dijo que llegó a una “evaluación de que EY, en relación con su auditoría de los informes de Danske Bank para 2014, tuvo conocimiento de la información”, lo que significa que “EY debería haber realizado una investigación más detallada e informado a la Unidad de Inteligencia Financiera”.

Según Ernst & Young, su unidad danesa “ha colaborado plenamente con la Autoridad de Negocios Danesa desde octubre de 2018 y ha puesto a disposición todos los documentos relacionados con nuestra auditoría”, dijo en un comunicado enviado por correo electrónico.

“EY Dinamarca ha reportado según lo requerido por el reglamento aplicable en dicho momento y cooperaremos plenamente con el fiscal del estado”, dijo.

Investigaciones múltiples
KPMG dijo que “reaccionó y llamó la atención, entre otras cosas, sobre fallas en los procedimientos relacionados con el área de lavado de dinero, tanto a la gerencia como a la junta directiva. La Autoridad de Supervisión Financiera también recibió nuestros informes”, según un comunicado enviado vía correo electrónico por Anette Harritz, quien es socia de calidad, riesgo y gestión de KPMG en Dinamarca. La firma cree que ha “cumplido” con sus obligaciones como auditora, dijo.

La investigación de Ernst & Young comenzó un mes después de que Danske publicara un informe que revelaba la gran magnitud del escándalo. Danske es ahora el objetivo de investigaciones en varios países europeos. En Estados Unidos, el Departamento de Justicia y la SEC están investigando al banco. El precio de su acción cayó casi 50 por ciento el año pasado por supuestos de que Danske ahora se enfrenta a multas cuantiosas.

Entre 2007 y 2015, Danske Bank cambió de auditor cuatro veces. En 2011, el banco retiró a la firma contable Grant Thornton a favor de PwC. Un año más tarde, PwC se retiró, dejando a KPMG como único auditor de Danske. En 2014, el banco abandonó KPMG y contrató a Ernst & Young. Un año más tarde, dejó a EY y contrató a Deloitte, que se ha mantenido con Danske desde entonces.

Dinamarca ha informado anteriormente que no ampliará su investigación sobre los otros auditores de Danske.

LA REPÚBLICA +

Registrándose puede personalizar sus contenidos, administrar sus temas de interés, programar sus notificaciones y acceder a la portada en la versión digital.