Natalia Arteaga - narteaga@larepublica.com.co Lunes, 1 de septiembre de 2014

Microsoft, uno de los ‘emporios’ de la tecnología en el mundo, tendrá 20 días para aclarar su situación frente a las supuestas actividades monopolísticas de las que se le acusa en Pekín, según anunció ayer el gobierno chino.

Las investigaciones las está adelantando el equipo de Administración Estatal para la Industria y el Comercio (Saic).

Por su lado, Microsoft dejo ver mediante comunicados a diferentes medios de la República gobernada por Xi Jinping que cooperará para que el proceso tome su mejor curso.

En un documento, la empresa fundada por Bill Gates expresó que “facilitará la investigación y responderá de forma activa a las preguntas planteadas en el caso de monopolio” que les tiene la situación enredada en China.

La Saic dijo que aún está reuniendo pruebas del caso que serán publicadas cuando lo consideren conveniente.

Según fuentes cercanas al gobierno de Jinping, el uso de códigos de verificación por parte de Microsoft, utilizados normalmente por las compañías de software como un mecanismo para combatir la piratería, ha despertado las críticas de las compañías locales, que aseguran que por ello, se puede haber violado la ley antimonopolio de ese país.

La Saic apunta además que Microsoft no ha dicho toda la verdad sobre sus productos, tal y como lo exigen las normas, por lo que ha creado problemas de incompatibilidad de software.

Inspectores del gobierno chino realizaron hace poco menos de un mes, visitas sorpresa a oficinas de la tecnológica en las ciudades de Pekín, Shanghái, Cantón y Chengdu, y encontraron dichas irregularidades.

Microsoft se suma a las estadísticas de las empresas investigadas en el país asiático. Entre las procesadas están las compañías dedicadas a la fabricación de automóviles: BMW, Chrysler, Mercedes y Audi, que enfrentan casos similares por presunto monopolio.