Agregue a sus temas de interés

Agregue a sus temas de interés Cerrar

lunes, 25 de noviembre de 2013

Desde la institucionalización de importantes entes de control, han sido pocas las decisiones de las mal llamadas “IAS”, que entre diferentes funciones que están a su cargo como: la Fiscalía General de La Nación, que tiene el poder punitivo del Estado, o la Procuraduría General de la Nación, ente encargado de disciplinar o dar esa “capitis de minutio” a los funcionarios corruptos que lamentablemente pululan, por otro lado está la Contraloría General de la República, encargada de recuperar dineros “extraviados” del Estado, también ente encargado de declarar fiscalmente responsables, a funcionarios y particulares por dineros que pertenecen al erario público; esta última entidad que no ha sido ajena a cuestionamientos e inoperancia muestra hoy una característica particular.

Pues bien, ahora la Contraloría General de la República es una institución digna de admirar y con una perspectiva que vale bastante la pena seguir; desde la llegada al cargo más alto de este importante ente de control, por parte de una mujer han sido muchos los aciertos y bastantes los temas del más alto interés del país que han pasado por allí, en donde el problema constante ha sido la recuperación de dineros del Estado, y la denuncia de grandes problemas de interés nacional, he aquí un breve análisis de algunos de los temas espinosos, que de una u otra manera tienen mucho que ver con el normal funcionamiento de nuestro Estado. 

Uno de los asuntos que más ha creado “ampolla” por un lado, la inesperada decisión del órgano de control y por otro dando una explicación lógica al grave problema que aqueja la salud en nuestro país que desborda la ficción, ha sido la decisión de la Contraloría General de la República en contra de los principales directivos de la EPS Saludcoop, pues bien su máximo directivo fue declarado recientemente responsable fiscalmente por la “bobadita” de 1.4 Billones de pesos, ello fundado por las múltiples maniobras indecorosas de esta EPS, téngase en cuenta que el hoy fiscal general era el abogado del responsable fiscal, hecho sin precedente alguno en Colombia.

La fiesta en esta EPS con los dineros de la salud de todos los Colombianos, fueron a parar en proyectos que nada o poco tenían que ver con la salud, como por ejemplo lujosos resorts, exageradas “inversiones” de sus directivos dentro de la EPS, con gastos de representación que ni un banco del más alto vuelo mundial le daría a sus directivos, el ente de control en su investigación revelo como los dineros de la salud quedaban en carros lujosos en el exterior, y pagos de tarjetas de crédito por consumos que ni un “Rock Star” tendría, pero lo más grave de era la forma bárbara de hacerse a recursos del Estado que paraban en una directiva sibarita. 

Más allá del saqueo por medio de recobros ilegales al Fosyga y evidentes sobrecostos descarados en tratamientos y medicamentos, en el sector salud. Este importante ente de control fiscal ha impartido eficacia administrativa en temas como el cartel de las devoluciones en la Dian, por cuenta de su destacada gestión logro recuperar a favor del Estado cerca de $ 250.000 Millones de pesos, la diferencia entre este caso y el anterior que claramente revisten la misma importancia, es que las personas inescrupulosas en el segundo han estado o se encuentran privadas de la libertad, y ahí es cuando uno puede hablar de eficiencia de este ente de control. 

Otro caso que es importante recordar es el del ex alcalde de Barranquilla, Alejandro Char, el primo de Manotas Char, este ex alcalde fue declarado fiscalmente responsable por $487 Millones, al no entregar “kits” de la ola invernal que azoto al país a finales del año 2010; el gobierno dio a los damnificados un subsidio en “kits” de aseo que eran cajeados en una empresa de la familia del alcalde, a los beneficiados no se les entregaron los “kits” sino dinero en efectivo en lugar de esa ayuda humanitaria, dinero invertido en ron y condones, hoy el ex alcalde es “ficha” clave en la fundación buen gobierno, organización que hace frente a la reelección .