Agregue a sus temas de interés

Agregue a sus temas de interés Cerrar

Colprensa Martes, 11 de septiembre de 2012

El defensor del Pueblo, Jorge Armando Otálora, dijo que no está de acuerdo con el proyecto de ley que establecería cárcel para los conductores que manejen en estado de embriaguez.

Así lo dio a conocer en el Senado de la República, en donde manifestó que hay que buscar otra pedagogía y otra forma de sanción “que le duela más al ciudadano”,  en vez de estar amenazándolo con llevarlo a un centro penitenciario el país.  Así mismo consideró que en caso que se estableciera cárcel para todo conductor que maneje en estado de embriaguez “colapsaría el sistema” penitenciario, ya que no daría abasto con la cantidad de reclusos que generaría esa tipificación penal.  A pesar de que Otálora reconoció que se trata de es un tema “gravísimo” para la sociedad, dijo que “hay que buscar medidas de una manera planificada y sopesada, y no con un tema netamente coyuntural”. En ese sentido, el Defensor del Pueblo afirmó que aunque no se opone a la creación de tipos penales, éstos deben venir “precedidos de un estudio serio sociológico” de cómo van a impactar las cárceles y el trabajo de la rama judicial. “¿Para qué crea el Congreso nuevos tipos penales si siempre estamos hablando de impunidad’, dijo el Defensor.