Aída Victoria Merlano /Colprensa

Agregue a sus temas de interés

Agregue a sus temas de interés Cerrar

Luz Karime Grajales Cardona - lgrajales@larepublica.com.co miércoles, 9 de octubre de 2019

La Procuraduría había solicitado que no dejaran en la cárcel a los sindicados porque la Fiscalía no presentó suficientes argumentos

La jueza 20 de control de garantías dejó en libertad a Aída Victoria Merlano Manzaneda y al odontólogo Javier Cely Barajas luego de que la Procuraduría solicitara que no fueran enviados a la cárcel por su supuesta ayuda a la excongresista.

El ente de control había asegurado que la Fiscalía no logró argumentar los fines constitucionales de la petición de medida de aseguramiento. A pesar de ello, esta última afirmó que la exsenadora se había valido de ayuda y que tanto su hija como el odontólogo tenían suficiente información para saber del plan de fuga.

El abogado William Soto, defensor de Cely Barajas afirmó que la captura fue arbitraria porque su representado había manifestado previamente la intención de presentarse de forma voluntaria a la justicia.

Además, Soto añadió que la Fiscalía no demostró cuál había sido el rol del odontólogo en el plan de fuga y cuestionó la legalidad del video presentado en la audiencia.

También afirmó que el día de la fuga Cely no era quien decidía la agenda de las citas y que solo atendió a Aída Merlano el 24 de septiembre, luego de que ella viera a dos ortodoncistas con los que no estaba conforme.

LA REPÚBLICA +

Registrándose puede personalizar sus contenidos, administrar sus temas de interés, programar sus notificaciones y acceder a la portada en la versión digital.