Colprensa

Agregue a sus temas de interés

Agregue a sus temas de interés Cerrar

martes, 10 de abril de 2018

El expresidente había denunciado a Iván Cepeda por tratar de involucrarlo con paramilitares, pero la acusación terminó en contra de él.

La Sala Penal de la Corte Suprema de Justicia resolvió mantener en firme el auto inhibitorio a favor del congresista Iván Cepeda por una serie delitos como abuso de la función pública, calumnia agravada, fraude procesal y falso testimonio; y adicionalmente, mantuvo la decisión de investigar al expresidente y senador Álvaro Uribe Vélez por la presunta manipulación de testigos.

Esta decisión resuelve el recurso interpuesto por la defensa de Uribe Velez para revertir la decisión del pasado 16 de febrero que cerró una investigación contra Cepeda.

“Las glosas relativas a la vulneración de los derechos del denunciante tienen el propósito de evitar la expedición de copias para que se investigue penalmente la presunta participación del doctor Álvaro Uribe Vélez en la manipulación de testigos, hecho que, como se anotó, surgió de manera accidental porque, desde luego, no era su conducta la que se investigaba en este asunto, sino que, en desarrollo de la actividad probatoria dispuesta (…) él apareció en conversaciones que, a juicio de la Sala, contienen manifestaciones alusivas a hechos que deben investigarse”, se lee en uno de los considerandos del pronunciamiento de la Sala Penal.

La acción judicial de Uribe contra Cepeda fue interpuesta 2012, cuando el expresidente dijo que el entonces representante a la Cámara estaba visitando cárceles con el propósito de contactar paramilitares que lo involucraran con ese grupo armado.

LA REPÚBLICA +

Registrándose puede personalizar sus contenidos, administrar sus temas de interés, programar sus notificaciones y acceder a la portada en la versión digital.