Agregue a sus temas de interés

Agregue a sus temas de interés Cerrar

David Jáuregui Sarmiento - djauregui@larepublica.com.co miércoles, 27 de septiembre de 2017

Sala Penal de la Corte Suprema de Justicia dictó el fallo

El exfiscal Rodrigo Aldana Larrazabal fue condenado ayer por la sala penal de la Corte Suprema de Justicia a nueve años y un mes de cárcel, tras aceptar que en 2012 recibió un apartamento como parte de pago de un soborno del exsenador Otto Bula, con el fin de archivar un proceso de extinción de dominio.

La extinción era para los bienes de los hermanos Álvarez Meyendorff, relacionados con el narcotráfico, y de los cuales el exsenador Bula, procesado por el escándalo de sobornos de Odebrecht, aparecía como representante legal.

El apartamento, ubicado en el conjunto residencial Pentagrama de Bogotá, está avaluado en $235 millones. Posteriormente, Aldana había dejado el inmueble a nombre de su excompañera sentimental Margarita María Useche.
Aldana fue condenado por delitos contra la administración pública, cohecho y prevaricato cuando se desempeñaba como delegado ante el Tribunal Superior de Bogotá, y donde devengaba un sueldo cercano a $23 millones. Sin embargo las investigaciones comprobaron que recibía sobornos a cambio de ‘amañar’ procesos judiciales en la Fiscalía.

LA REPÚBLICA +

Registrándose puede personalizar sus contenidos, administrar sus temas de interés, programar sus notificaciones y acceder a la portada en la versión digital.