Agregue a sus temas de interés

Agregue a sus temas de interés Cerrar

Colprensa Domingo, 24 de junio de 2018

Sobre la información publicada por el Ministerio de Defensa, la Cancillería de Ecuador emitió este sábado un comunicado rechazando que se divulgaran datos forenses a través de Twitter

Familiares de los tres miembros del diario ecuatoriano El Comercio, secuestrados y asesinados por alias Guacho en la frontera con Colombia, cuestionaron este sábado los procedimientos adelantados por las autoridades en la recuperación de los cadáveres.

Para Ricardo Rivas, hermano del fotógrafo Paúl Rivas, genera “dudas” que la Policía de Colombia no llamara al Comité Internacional de la Cruz Roja (CICR) para hacer el levantamiento de los cuerpos encontrados en zona rural de Tumaco.

“De acuerdo a los convenios que sostuvieron los gobiernos de ambos países con el CICR, se debía llamarle para hacer el levantamiento técnico de estos cuerpos encontrados. Solo se procedió a través de la Policía colombiana. Es fundamental que se aclare este proceso”, dijo Rivas, quien aseguró que el episodio deja “muchas dudas”.

Además, Rivas aseguró que los familiares han dialogado con representantes de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos para emitir desde esa entidad una “nota de protesta” por el “mal manejo” de la información por parte de Colombia durante los últimos días.

“Se ha dado una insensibilidad en este caso, que no es de tres familias, es de todo el pueblo ecuatoriano”, agregó el familiar.

Los familiares de los tres miembros del equipo periodístico del diario El Comercio: Javier Ortega, Paúl Rivas, y Efraín Segarra, se encuentran en Cali desde este viernes, para acompañar las labores de identificación de los cuerpos hallados en zona rural de Tumaco, Nariño, por autoridades colombianas.

Lea también: ‘Colombia publica información forense a través de Twitter sin consentimiento de las familias: Ecuador’.

Según el Ministerio de Defensa, las cartas dentales de los cadáveres encontrados “dan más certeza sobre las identidades de los cuerpos de periodistas ecuatorianos, al 99 %”.

Sin embargo Yadira Aguagallo, portavoz de los familiares de los tres integrantes del equipo de prensa, aseguró que se debe esperar hasta el próximo martes a que se conozca el examen de ADN a los cadáveres hallados.

Sobre la información publicada por el Ministerio de Defensa, la Cancillería de Ecuador emitió este sábado un comunicado rechazando que se divulgaran datos forenses a través de Twitter “sin consentimiento” de las familias.

En el escrito, José Valencia, canciller de Ecuador, explica que los familiares del equipo de prensa le han hecho llegar su “extrema frustración y dolor por la publicación precipitada de datos forenses del proceso de identificación de los presuntos cuerpos de sus deudos, que se lleva adelante en la ciudad de Cali”.

En medio de la expectativa por recibir los resultados de los exámenes en curso, -dice- a los familiares les ha resultado “muy penoso enterarse que noticias aún no definitivas se publicaban en redes sociales, cuando no habían sido informados de antemano ni se les hubiera solicitado su anuencia para la difusión de tales datos”.

Ortega, Rivas y Segarra fueron secuestrados el 26 de marzo en la zona de Mataje, en la provincia de Esmeraldas, fronteriza con Colombia, y el 13 de abril las autoridades ecuatorianas confirmaron que habían sido asesinados por disidentes de las Farc.

El pasado jueves el presidente Juan Manuel Santos informó que las autoridades de su país hallaron cuatro cadáveres, tres de los cuales se cree pueden ser del equipo periodístico.

Los Gobiernos de ambos países atribuyen el secuestro del equipo, así como de una pareja de civiles ecuatorianos en la zona de la frontera común, a un grupo disidente de las Farc, autodenominado ‘Oliver Sinisterra’, liderado por alias Guacho, y que asumió la autoría de esas acciones en varios comunicados y vídeos a los que las autoridades dan credibilidad.