Agregue a sus temas de interés

Agregue a sus temas de interés Cerrar

Colprensa sábado, 17 de noviembre de 2012

Pese a que en algunas ciudades ya se levantó el paro judicial como es el caso de Medellín y Cali, el cese de labores de los funcionarios de la rama se mantiene en otras zonas del país, incluida gran parte de Bogotá.

Mientras se logra un acuerdo con el Gobierno, quienes pertenecen a la disidencia de la rama judicial que no apoyó el acuerdo firmado por algunos miembros de Asonal, cientos de procesos permanecen represados y se continúa únicamente prestando los servicios urgentes, como las audiencias de control de garantías, habeas corpus y tutelas. Quienes lideran el paro esperan que el próximo lunes la comisión interinstitucional de la justicia los escuche e insisten en que es necesario sentarse de nuevo a dialogar con la ministra de Justicia Ruth Stella Correa y el Gobierno Nacional para lograr acuerdos. La noche del jueves, la sala Administrativa del Consejo Superior de la Judicatura, señaló que es necesario que los funcionarios en paro repongan el tiempo que han dejado de trabajar por causa del mismo.

De otro lado, serios cuestionamientos sobre algunas decisiones tomadas por parte de las ‘cabezas’ principales de Asonal Judicial hizo Piedad Troncoso Cruz, presidenta de la Asociación Nacional de Fiscales de la Seccional Ibagué, quien además recalcó su posición de la Fiscalía para continuar en el paro. En sus planteamientos, la presidenta seccional recordó que, aunque la mayoría de entidades de la justicia se encuentran laborando, en la Fiscalía quedó el malestar por las decisiones tomadas, argumentando que el Gobierno se sentó con dos personas, una de ellas con demanda de legitimidad en el cargo. Dice que la molestia se generó por un “presunto acuerdo” en el cual llegó Asonal Judicial y que no responde a las expectativas de una verdadera nivelación salarial.

“La Ley 4 de 1992 (nivelación salarial) está vigente y estableció que se deben tasar los salarios de acuerdo con el principio de equidad, dicho principio ha sido desarrollado por otras leyes que dieron la nivelación salarial a los magistrados ante los tribunales superiores”. Aseguró Piedad Troncoso que la nivelación salarial debe ser del 80%, comparado con el de un superior inmediato y que tras estudios efectuados por peritos técnicos, conformado por abogados, contadores y administradores de empresas se evidenció un desequilibrio superior a un 1.34 por ciento.

“Ese es el desfase y la falta de equidad en la que nos tiene el Gobierno desde hace 20 años”, añadió Troncoso. Agregó que no entiende por qué el Gobierno negocia con la Ley y ejemplarizó, “es como si los fiscales negociáramos las penas con los delincuentes, después de que han consumado los delitos y demostrado una responsabilidad.
 

LA REPÚBLICA +

Registrándose puede personalizar sus contenidos, administrar sus temas de interés, programar sus notificaciones y acceder a la portada en la versión digital.