Agregue a sus temas de interés

Agregue a sus temas de interés Cerrar

Colprensa sábado, 29 de abril de 2017

Así lo puntualiza la Fiscalía General de la Nación al referirse al juicio que se adelante por estos días en la capital de la República, contra el abogado Álvaro Dávila Peña, procesado por su presunta vinculación al carrusel de la contratación de Bogotá. 

Según el ente acusador Dávila Peña sostuvo reuniones con varios integrantes del carrusel de contratos no solo del interior del país, sino que sus tentáculos llegaron inclusive a tocar otras partes de Colombia, al igual que del exterior. 

“Tras varias de estas reuniones con Álvaro Dávila se pactó el pago de una comisión del 6 por ciento del total del contrato a Iván Moreno, y del 2% al (ex) contralor Miguel Ángel Moralesrussi”, señala uno de los apartes de la investigación y la cual hace referencia a lo dicho por uno de los contratistas quien se habría beneficiado en este proceso. “Acordamos con Álvaro Dávila, quien estaba en representación de Iván Moreno, tal y como me lo hizo saber Moreno”, precisó el testigo. 

Otro de los aspectos que se trató durante la diligencia de la noche del jueves estuvo relacionado con los direccionamientos que se habría tejido para favorecer a punta de contratos y prebendas a personas cercanas al cuestionado abogado, proceso en el que además fueron protagonistas el exalcalde de Bogotá, Samuel Moreno y su hermano Iván. 

Lo dicho en esta oportunidad motivó a la Fiscalía a reclamar la realización de un nuevo interrogatorio esta vez dirigido contra el exalcalde de Bogotá, lo mismo que al excontralor Moralesrussi y a Liliana Pardo, quien se desempeñó como directora del IDU, y no podría faltar Álvaro Dávila Peña. 

LA REPÚBLICA +

Registrándose puede personalizar sus contenidos, administrar sus temas de interés, programar sus notificaciones y acceder a la portada en la versión digital.