Agregue a sus temas de interés

Agregue a sus temas de interés Cerrar

Alejandro Valencia sábado, 25 de agosto de 2018

Se necesitan más de 12 millones de sufragantes en todo el país para ser aprobada

¿Qué es una consulta popular?

En una democracia participativa como en Colombia, la consulta es un mecanismo de participación para los ciudadanos de origen mixto. Es decir, se crea a partir del pueblo y de la autoridad pública interesada, esto con el fin de dar una orden al poder legislativo.

¿Cuál es el objetivo de la consulta?

Realizar una o varias preguntas de carácter general sobre un asunto trascendental, en este caso a nivel nacional, para que el pueblo lo tome en consideración y se pronuncie al respecto. Es vinculante, por lo que el Congreso tendrá que tomar medidas.

¿Cuántas preguntas tiene la consulta?

El tarjetón cuenta con siete preguntas en las que se busca reducir el salario de congresistas; dar cárcel a corruptos; establecer un límite de máximo de tres periodos elegido; exigir contratación transparente; rendir cuentas de asistencia, entre otras.

¿Qué necesita para ser aprobada?

Primero una recolección de firmas de 5% del Censo Nacional, luego requiere la mitad de votantes más uno en cada pregunta, esto siempre y cuando haya participado un tercio del Censo Nacional que corresponde al umbral de 12.140.342 de sufragantes.

¿Cuántos puestos de votación existen?

Hay 11.233 en total. A nivel nacional 10.998, mientras que en el exterior se ubicaron 235. Por localización, en zonas urbanas son 4.379, en zonas rurales 6.619, cárceles 161, puestos de censo 116, y el total de mesas de votación son 97.027.

¿Qué disponibilidad de tarjetones hay?

Los 645.403 jurados de votación elegidos para la consulta tienen disponibilidad de 37.053.090 de tarjetas electorales para los 36.421.026 habilitados para votar, de los cuales 229.584 son primivotantes. Por otra parte, hay 90.000 tarjetas braile y las comisiones escrutadoras son 2.080.

¿Cuál es el proceso si llegase a ganar?

En caso de conseguir los requerimientos de cualquiera de las preguntas del tarjetón, la consulta es de carácter vinculante y tiene lugar una orden directa hacia el Congreso de la República que tendrá que cumplir el mandato del pueblo máximo hasta el 20 de junio de 2019.

¿Qué sucede si el Congreso incumple?

Si vencido el plazo el Congreso no expide una ley para cumplir la orden, el Presidente de la República, en este caso Iván Duque, tiene 15 días para adoptar la medida a través de un decreto con fuerza de ley, y en seguida tendrá plazo para hacer efectiva la decisión hasta dos meses.

¿Y si el Presidente no expide el decreto?

Si pasan los 15 días y los dos meses de plazo para hacer efectiva la decisión, no existe en la normatividad colombiana de la Constitución Política ningún mecanismo de sanción si incumpliese el presidente la orden de la Consulta Popular Anticorrupción.

¿La consulta es anticonstitucional?

Solo la pregunta uno, la de reducir el sueldo a congresistas, puesto que para materializarse requiere una reforma a la Carta Política y la consulta no puede modificar la Constitución. Lo único que puede modificar es un acto legislativo, referendo o asamblea constituyente.

Mañana domingo 26 de agosto se votará la Consulta Popular Anticorrupción que incluye siete puntos o preguntas con respuestas de sí o no, esto con el objetivo de implementar unas medidas que reduzcan el grado de corrupción de los congresistas en Colombia.

Según la Registraduría ya toda la logística está lista, hace ocho días abrieron las mesas en el exterior y el domingo desde las 6:00 a.m. se iniciará el proceso para llevar a cabo la jornada.

Entre lo que usted debe saber está que más de 30.000 uniformados de la Policía Nacional preservarán la seguridad de los ciudadanos durante la jornada, además, desde hoy en la noche y hasta el lunes en la mañana habrá ley seca en todo el país.

Asimismo, algunos puestos de votación fueron trasladados por problemas con el invierno, por lo que se recomienda consultar su lugar de votación a través de la página web de la Registraduría.

Los peros de la consulta

LOS CONTRASTES

  • David Murilloprofesor constitucionalista

    “La consulta no reforma la Constitución, pero ordena al Legislativo. El objetivo es llamar la atención ciudadana para que vean si el Congreso quiso o no quiso legislar y así vote mejor en próximas elecciones”.

  • ÓSCAR CASTELBLANCODocente facultad de derecho Unilibre

    “Corre riesgo de generar un efecto contrario, debido a que la ciudadanía podría sentirse burlada en su decisión y desconfiar más de los procesos democráticos, debido a que su decisión es inviable jurídicamente”.

LA REPÚBLICA +

Registrándose puede personalizar sus contenidos, administrar sus temas de interés, programar sus notificaciones y acceder a la portada en la versión digital.