Agregue a sus temas de interés

Agregue a sus temas de interés Cerrar

Natalia Cubillos Murcia - ncubillos@larepublica.com.co sábado, 12 de septiembre de 2015

Cali maneja un presupuesto de 2,5 billones que se invierten en un área total de 564 kilómetros cuadrados (km2). Además, posee parte importante del PIB del Valle, que aporta 9% al nacional. Para 2016, el presupuesto que  podría gastar la Alcaldía estaría entre los $2,5 billones y $3 billones. 

De acuerdo con Lina Martínez, directora del Observatorio de Políticas Públicas de Icesi (Polis), la preocupación hoy tiene que ver con el recaudo de impuestos que le permite hacer inversión en obras para la ciudadanía.

Martínez sostuvo que, en promedio, el año pasado se gastaron $800.000 por habitante, lo que es comparable con lo que invierte la Alcaldía de Manizales con una población de  342.620 personas y un territorio que tiene una extensión de 571,8 km2.

“La Alcaldía gastó $800.000 el año pasado por habitante, mientras en Medellín fueron casi $2 millones. Eso indica que la ciudad es muy pequeña en términos de dinámica económica” y “esta situación solo puede mejorarse con un mayor recaudo de impuestos”, agregó. 

Así, señaló el secretario de Hacienda, Andrés Uribe, el gran reto en materia económica tiene que ver con “preservar y aumentar la confianza del contribuyente”, tanto como apoyar y mantener la inversión pública, que ya llega a $500.000 millones.

Articular la educación superior con las necesidades del empresariado y las políticas públicas son una obligación para la nueva administración. Así lo consideró el gerente Andi seccional  Valle del Cauca, Gabriel Velasco. “Generar la institucionalidad para poder generar desarrollo económico y la articulación de esos asuntos con la Administración”, recalcó el líder gremial. Esto, teniendo en cuenta que la tasa de desempleo de Cali está muy por encima del nivel nacional, en 12% en el último trimestre del año.

Esta situación está intrínsecamente ligada a la calidad de la educación superior, que no tiene resultados alentadores. 

En el ranking Mide, realizado por el Ministerio de Educación Nacional (MEN), la mejor ubicada es la Icesi, que logró ingresar entre las 10 de más alta calidad en el país. La Universidad del Valle ostenta el puesto 13, la Autónoma de Occidente, el 42; y la Santiago de Cali, el puesto 84, entre 187 analizadas.

Pero existen también problemas en la educación básica, pues se ha demostrado que cada vez menos estudiantes presentan las Pruebas Saber y los resultados no son positivos.

Aún los alcaldes que han pasado por la ciudad no han podido cambiar el hecho de que 22% de la población es pobre y 5,2% se registra como los ciudadanos que viven en pobreza extrema. Un agravante de este aspecto, es que los precios al consumidor no favorecen a la ciudadanía. Según las cifras del Departamento Administrativo Nacional de Estadísticas (Dane), el IPC es el más alto de las principales ciudades del país. En agosto fue de 0,86%, cuando el promedio nacional se ubicó en 0,36%.

En lo corrido del año este indicador llegó a 3,6% y la mayor alza estuvo en alimentos, con 6,6%; seguido por diversión (4,20%) y vivienda (2,7%), de acuerdo con la entidad.

En el sector edificador, las cosas no van por buen camino. Tanto así que al principio de este año María Virginia Borrero, subdirectora de Ordenamiento Urbanístico de Cali, sostuvo a El País que al menos cuatro de cada diez construcciones hacían caso omiso de los permisos adquiridos por las licencias de construcción. En junio el área aprobada cayó 32,2% de 32.116 metros cuadrados (m2) a  21.572  m2  en el mismo período del año anterior.

Llegada de empresas
Mucho se habla de las salidas del Valle del Cauca de Michelin y Adams que ha dejado un sinsabor en el sector empresarial y la ciudadanía. “Todo el mundo sabe el problema y los candidatos dicen que le van a dar solución a este aspecto pero no revelan la fórmula clara”, dijo Luciana Carla Manfredi, docente del Icesi.

 María Eugenia Lloreda, directora de Invest Pacific, sostuvo que la dinámica de llegada de compañías también ha estado muy interesante. 

En una edición anterior de LR, la directiva sostuvo que “en los primeros seis meses vimos una dinámica muy interesante en el sector manufacturero, en el metalmecánico, en el de empaques. Nos han visitado muchas empresas de Brasil, Corea y México”. 

A ahorrar agua, se viene la sequía
De acuerdo con el ministro de Vivienda, Luis Felipe Henao, varias ciudades del país serán llamadas a realizar racionamientos de agua por cuenta de la sequía. Cali no será la excepción. El funcionario sostuvo que se estudia suspensión del servicio entre cuatro y nueve horas diarias. Además, se buscará que los derrochadores de agua paguen multas por su consumo excesivo. En el Valle del Cauca ya se hizo efectiva esta medida en algunos municipios. El alcalde municipal Jorge Barrera Barco expidió los decretos 164 y 165, en los que se adoptan medidas tendientes al uso eficiente y ahorro del agua y prevención de incendios en su municipio, y eleva también una petición expresa a Acuavalle para que implementara la medida. El horario del racionamiento será allí de 6:00 p.m. hasta las 5:00 a.m.

Las opiniones

Lina Martínez 
Directora del observatorio de políticas públicas (Polis)

“La Alcaldía gastó $800.000 el año pasado por habitante, mientras en Medellín fueron casi $2 millones. Eso indica que la ciudad es muy pequeña en dinámica económica”.

Gabriel Velasco
Gerente Andi de la seccional Valle del Cauca

“En Cali deben continuar por el camino del manejo transparente de las finanzas públicas y debe retomar el liderazgo como capital del desarrollo empresarial”.

Andrés Uribe
Secretario de hacienda de Cali

“La misión del nuevo Alcalde es preservar la confianza del contribuyente  para fortalecer el recaudo y seguir apoyando la inversión pública. Se cuadriplicó en los últimos 4 años”.

LA REPÚBLICA +

Registrándose puede personalizar sus contenidos, administrar sus temas de interés, programar sus notificaciones y acceder a la portada en la versión digital.