Agregue a sus temas de interés

Agregue a sus temas de interés Cerrar

Kevin Steven Bohórquez Guevara - kbohoquez@larepublica.com.co Sábado, 10 de junio de 2017

El proceso judicial que llegó el año pasado a las manos de la Dirección de Signos Distintivos no tuvo el mejor inicio, pues al solicitar el signo, el ente gubernamental consideró que este no tenía la suficiente distintividad para estar en el mercado. 

Ante este panorama, y tras cerrar la primera instancia,  Louis Vuitton salió al paso y mediante un recurso de apelación, inscrito en los términos legales, argumentó que el despacho no había realizado el análisis pertinente para establecer conexidad entre las marcas en conflicto.

“El Despacho hizo una indebida aplicación a las reglas del cotejo marcario (visión en conjunto) para la comparación de signos, es decir, fraccionó el signo solicitado”, indicó la multinacional francesa. 

A lo que agregó que: “la marca solicitada contiene un término adicional y distintivo, la palabra ‘Moi’, que es sustancialmente diferente de Contre Regulateur  en cuanto a su composición gramatical, su pronunciación y su significado”.

En medio de estas circunstancias, el superintendente delegado para la propiedad Industrial, José Luis Londoño Fernández, determinó que se enviaría el caso a segunda instancia para realizar el respectivo análisis de las marcas. 

En esa instancia la autoridad señaló que el estudio se haría bajo la normativa de la Comunidad Andina de Naciones y el Código de Procedimiento Administrativo para estudiar si el signo a registrar contenía alguna similitud gráfica o fonética con una marca previamente registrada.  

Ya en caso concreto y tras realizar el análisis del proceso, la Superindustria tomó la decisión de negar el registro, pues argumentó que el signo de los franceses eran confundible. 

Para Carlos Amaya, socio de Amaya Propiedad Intelectual, “el elemento predominante del signo solicitado, es decir, la expresión Contre que pertenece a Louis Vuitton, reproduce parcialmente la marca registrada  sin que los elementos adicionales eviten el riesgo de confusión”.

LA REPÚBLICA +

Registrándose puede personalizar sus contenidos, administrar sus temas de interés, programar sus notificaciones y acceder a la portada en la versión digital.