Agregue a sus temas de interés

Agregue a sus temas de interés Cerrar

Laura Vita Mesa - lvita@larepublica.com.co martes, 6 de octubre de 2020

El titular de la cartera de Defensa, Carlos Holmes Trujillo, se enfrentará un debate en cada cámara del Congreso con seis días de diferencia

Mañana está citada en la Cámara de Representantes una moción de censura en contra del ministro de Defensa, Carlos Holmes Trujillo, por haber incumplido con una orden de la Corte Suprema de Justicia.

Cabe recordar que el pasado 22 de septiembre, en un fallo tan histórico como polémico sobre la protección del derecho a la protesta social, el Alto Tribunal ordenó al ministro que procediera “a presentar disculpas por los excesos de la fuerza pública (...) durante las protestas desarrolladas en el país a partir del 21 de noviembre de 2019” en las siguientes 48 horas de la notificación de la decisión.

Sin embargo, el titular de la cartera, en declaraciones igualmente controversiales, recordó que el 11 de septiembre pidió perdón, a nombre de la Policía Nacional, “por cualquier violación a la ley o desconocimiento de los reglamentos en que haya incurrido cualquiera de los miembros de la institución”, y señaló que esa expresión de perdón “se refiere a cualquier violación a la Ley, en cualquier tiempo, en que haya incurrido cualquiera de los miembros de la institución”.

Esto, de acuerdo con los 22 representantes citantes a la moción de censura, constituye un desacato a las órdenes judiciales, lo que sumado a “su incapacidad de reconocer los problemas que existen al interior de la fuerza pública para respetar el carácter universal de los derechos humanos y actuar en consecuencia” constituye para los congresistas causal suficiente para removerlo de su cargo.

La de hoy, no obstante, es solo una de las mociones de censura que enfrenta el ministro de Defensa en este momento, pues en el Senado de la República está citado el mismo procedimiento el próximo 13 de octubre. La moción, citada por el senador del Polo Jorge Enrique Robledo, versará sobre la presencia de la misión de asesoramiento de Estados Unidos en Colombia, y sobre la solicitud. El argumento es que el ministro violó la ley porque debió solicitar al Senado autorización para la presencia de la misión y, por no haberlo hecho, debe salir del cargo.

Contando esas dos citaciones, son seis las mociones de censura en los 791 días que lleva el presidente Iván Duque en el cargo (ver gráfico).

El primer debate tuvo como protagonista al ministro de Hacienda, Alberto Carrasquilla, en 2018. El año pasado, en cambio, tuvieron lugar tres: uno para la ministra de Transporte, Ángela María Orozco, y dos contra el entonces ministro de Defensa, Guillermo Botero.

Vale la pena recordar que, si bien ninguno de los intentos han sido efectivos, Botero renunció al cargo después del debate y antes de la votación. En esa ocasión, después de que se conociera que el bombardeo de las Fuerzas Militares que tenía como objetivo a alias Gildardo Cucho resultó en la muerte de siete menores de edad, varios partidos manifestaron su intención de votar a favor de remover al ministro, por lo que este renunció antes de ser censurado.

“Aunque en muchos casos las mociones, por razones políticas, no funcionan, se han dado situaciones en las que, aun cuando la moción de censura no llegó a darse formalmente, el debate produce el mismo efecto, que es que los ministros de aparten del cargo. Es lo que sucedió con el entonces ministro Botero y, anteriormente, con la moción que montaron contra Néstor Humberto Martínez cuando era ministro del expresidente Andrés Pastrana”, recordó el exministro Juan Carlos Esguerra. El jurista, además, fue uno de los integrantes de la Asamblea Constituyente que derivó en la Constitución Política 1991, donde se instauró el mecanismo. “Se creó esa figura para darle dientes al control político del legislativo”, señaló.

LOS CONTRASTES

  • Juan Carlos EsguerraAbogado y exministro

    “Hay situaciones en las que, aún cuando la moción de censura no llegó a darse formalmente, el debate produce el mismo efecto, que es que los ministros se aparten”.

  • Juan Manuel CharryAbogado constitucionalista

    “En la práctica es difícil que funcione porque hay intereses políticos detrás. Es un medio de presión que puede no funcionar, pero va más allá de los debates parlamentarios”.

Si bien esas son las seis mociones que han enfrentado los ministros del actual mandatario ha habido también intentos de citar a este tipo de debates que no se han concretado. De hecho, luego de la salida de Botero algunos congresistas intentaron ambientar mociones de censura contra otros funcionarios: Carlos Holmes Trujillo, cuando se desempeñaba como canciller, el entonces ministro de Agricultura, Andrés Valencia, y la exministra de Minas y Energía, María Fernanda Suárez. Sin embargo, ninguno de esos tres llegó a efectuarse.

Consultado sobre la efectividad del mecanismo, el constitucionalista Juan Manuel Charry recordó que es un control que le dio al Congreso buscando que hubiera mayor equilibrio entre el legislativo y el ejecutivo, sin embargo, “en la práctica es muy difícil que funcione porque hay muchos intereses políticos detrás. Es un medio más de presión, que puede que no funcione, pero es un medio de presión que va más allá de los debates parlamentarios”, explicó.

Las dos mociones contra Trujillo, de momento, no parecerían ser la excepción a la norma. Esto, porque al cierre de esta edición no había indicios de que los congresistas que citaron a los debates en ambas cámaras, de las bancadas de oposición, cuenten con la mayoría absoluta de los votos que requieren para que el mecanismo se haga efectivo y remover al ministro de su cargo.

Antecedentes

El Partido Conservador, a través de un comunicado, anunció que votará en contra de que remuevan al ministro de Defensa en el debate que está citado mañana. “El Partido Conservador, defensor firme de las instituciones, del orden y de la seguridad, respaldará sin vacilación al ministro, y con ello le dirá al país, una vez más que sin cálculo alguno está al pie de las decisiones gubernamentales”, dice el documento, en el que además también manifiestan su respaldo a la fuerza pública.

LA REPÚBLICA +

Registrándose puede personalizar sus contenidos, administrar sus temas de interés, programar sus notificaciones y acceder a la portada en la versión digital.