Agregue a sus temas de interés

Agregue a sus temas de interés Cerrar

Cristian Acosta Argote - cacosta@larepublica.com.co jueves, 20 de mayo de 2021

Cuestionaron que proyecto de ley no desarrollaba la Ley Estatutaria, además que no era una reestructuración real del sistema de salud

Luego de que el Gobierno Nacional tuviese que retirar del Congreso de la República el proyecto de ley sobre la reforma tributaria, ayer se cayó otra iniciativa legal gubernamental que llevaba adelante el ministro de Salud, Fernando Ruiz: la reforma a la salud.

Tras casi cuatro horas de debate en una sesión conjunta entre el Senado de la República y la Cámara de Representantes se llegó a la conclusión, casi por unanimidad, que el proyecto de ley 010 de 2020 debía ser archivado.
Por el Senado, se obtuvieron 11 votos a favor de archivar el proyecto frente a dos que no consideraron la decisión; mientras que en Cámara, la discusión y posterior votación dio como resultado 16 votos a favor de tumbar el proyecto, mientras tres representantes no estaban de acuerdo con archivarlo.

Los congresistas que votaron a favor de archivarlo estuvieron de acuerdo en una proposición acerca del articulado del proyecto de ley 010: la propuesta no resuelve, según los funcionarios, el problema estructural que tiene el sistema de salud en el país.

Este desacuerdo con el articulado se vio representado en el poco apoyo que tuvo el proyecto por parte de los partidos políticos, pues es las últimas semanas se conoció que el Partido Conservador, Partido de la U y el Partido Liberal no votarían por el articulado. Una de las razones principales del hundimiento del proyecto fue que durante las últimas semanas el piso político para su sustento se fue desmoronando poco a poco.

Críticas a la propuesta

A propósito del poco apoyo de los partidos políticos al proyecto, Dilian Francisca Toro, presidente del Partido de la U, afirmó cuáles son las razones principales que generaron desconfianza legislativa sobre la reforma. “Este proyecto de ley tiene varias solicitudes de archivo, la primera fue de nuestro partido.

Hace 15 días, en bancada definimos que nos lo íbamos a votar. Desde que yo intervine en las audiencias públicas de Cámara y Senado expresé todas las reservas que nacen a raíz del proyecto. Dichos peros acerca del articulado radican en problemas que ya habían sido anunciados”. En primer lugar, Toro afirmó que no se trataba de una reforma estructural, pues no desarrolla la Ley Estatutaria para garantizar la salud como un derecho fundamental.

“No garantiza el derecho fundamental a la salud y son solamente unos ajustes. La Ley Estatutaria estableció que no se puede fragmentar el sistema; es decir, no puede haber régimen contributivo y subsidiado, pero tampoco debería haber dos planes de beneficios, sino estar unificados”, afirmó.

Otro de los problemas anunciados por Toro es que hay 31 artículos que integraban el proyecto de ley de reforma a la salud que ya están presentes en la Ley 1122 y la Ley 1438, cuyo articulado, según la dirigente del partido, debería ser implementado en medio de la coyuntura causada por el covid-19.

“La última Ley 1438 se aprobó en 2011 y todavía no se ha reglamentado. La atención primaria, la medicina familiar, la medicina comunitaria, la red integrada de servicios y la intersectorialidad son temas del articulado que no se han implementado. Inclusive, la depuración de la EPS también está en la Ley 1438. Toda la reglamentación al sistema financiero y administrativo de los hospitales públicos está incluido en dicha legislación”, dijo.

La defensa del proyecto

Pese a la pérdida del apoyo del proyecto, la reforma a la salud contó también con apoyo de senadores y representantes a la Cámara. Uno de los funcionarios que se declaró abiertamente de acuerdo con el proyecto fue el senador Carlos Fernando Motoa, quien aseguró que la pandemia “dejó al descubierto las precarias condiciones laborales del talento humano en la salud. La tercerización laboral es la figura más utilizada para vincular camilleros cirujanos y médicos especialistas”, aseguró el senador acerca de la reforma a la salud. Añadió que se deben fortalecer las prohibiciones en materia laboral, además de entregar garantías y prerrogativas al personal médico y administrativo del sector salud.

“En el artículo 52 de la ponencia establecimos la prohibición de figuras como la prestación de servicios mediante cooperativas, cuentas por participación o contratos sindicales”. Motoa aseguró que estas figuras laborales desmejoran sobremanera la situación de los médicos.

Por otro lado, el autor de la iniciativa, el senador Fabián Castillo aseguró que la iniciativa fue propuesta con base en una observación directa de las EPS e IPS. “Uno de los problemas en medio de la discusión es que cada actor del sector no ha pensado en la totalidad del sistema”, aseguró el funcionario, quien ya había alertado que más de 50% de las EPS son ineficientes.

Frente al hundimiento del proyecto, Castillo aseguró que no se trataba de una derrota, pues en el Congreso se deben presentar futuras propuestas legislativas para la creación de políticas públicas que mejoren la calidad del servicio de salud.

Otro de los defensores acérrimos del proyecto archivado fue el Gobierno Nacional por medio del ministro de Salud. Ruiz aseguró que una de las ventajas del proyecto de ley era la depuración de las EPS en Colombia.

El funcionario afirmó en días pasado que Colombia cuenta con cerca de 40 EPS, de las cuales la mayoría no cumplen con los objetivos al momento de prestar los servicios de salud. En ese sentido, este proyecto de ley buscaba, según lo explicó, hacer una depuración y reforma de este sistema de salud para unificar las empresas prestadoras de salud.

LOS CONTRASTES

  • Dilian Francisca ToroPresidente del Partido de la U

    “El mejoramiento a la salud se puede hacer por medio de la reglamentación de leyes ya existentes. Este proyecto buscaba crear normativas ya establecidas”.

  • Fabián Castillo Senador por Cambio Radical

    “El proyecto incluía ética, convicción y evidencia, el cual después de tres años de construcción fue despreciado por personas que ayudaron a su creación”.

El articulado ya no podrá avanzar más en la agenda legislativa. Y tal como afirmó Castillo: solo resta esperar futuras propuestas sobre el sector salud.

LA REPÚBLICA +

Registrándose puede personalizar sus contenidos, administrar sus temas de interés, programar sus notificaciones y acceder a la portada en la versión digital.