Fernando Carrillo Flórez, Procurador General de la Nación. (Colprensa - Diego Pienda)

Agregue a sus temas de interés

Agregue a sus temas de interés Cerrar

Laura Sofía Solórzano C - lsolorzano@larepublica.com.co miércoles, 17 de junio de 2020

El funcionario habría evadido los protocolos que señala del Ministerio de Salud y Protección Social para el manejo de los recursos

La Procuraduría General de la Nación le formuló pliego de cargos a Juan Pablo Silva Roa, representante legal de Saludvida E.P.S, por presuntas irregularidades en su administración.

Según informes de la autoridad, el Ministerio Público habría imputado tres cargos al funcionario, uno de estos por el uso indebido de más de $131.536 millones que se giraron a IPS bajo la figura de giro directo.

El Contrato de Administración de Recursos que firmó la EPS y la Fundación Médico Preventiva para el Bienestar Social habría sido el destinatario de los dineros, además de presuntos abonos a negocios jurídicos con IPS.

"Resulta cuestionable que el representante legal al parecer utilizara la figura del giro directo, diseñada para agilizar la inversión de recursos públicos en servicios de salud y para garantizar la liquidez del sistema, con el objeto de obtener un flujo de caja que habría sido utilizado para cubrir créditos y compromisos económicos adquiridos", señaló la Procuraduría.

Las entidades con las que la EPS guardaba compromisos económicos serían la  Fundación Médico Preventiva para el Bienestar Social y otras siete IPS, entre estas, la Clínica de Especialistas María Auxiliadora, House Care Medical IPS, Clínica de Urgencias Bucaramanga y otras.

Además, la Procuraduría señaló que Silva habría evadido los protocolos del Ministerio de Salud y Protección Social para el manejo de los recursos con los que se financian los regímenes contributivo y subsidiado, puesto que señalan que los dineros deben recibirse y administrarse en cuentas maestras que tengan vigilancia por parte de la Superintendencia Financiera.

"El disciplinado habría permitido que un tercero no autorizado y que no estaba bajo la vigilancia de la Superfinanciera, manejara los recursos del Sistema de Seguridad Social en Salud, impidiendo un control de trazabilidad por parte del Ministerio de Salud", añadió la Procuraduría.

Con la investigación se busca establecer si Silva incurrió en falta disciplinaria por presuntamente privilegiar a diferentes IPS con el pago de servicios de salud mediante la figura de giro directo.

Las IPS tendrían la condición de accionistas, vinculados económicos o personas jurídicas del grupo empresarial al que pertenece la E.P.S Saludvida. Por su parte, la Fundación Médico Preventiva para el Bienestar Social es la principal accionista de la agrupación.

A la fecha las faltas investigadas de calificaron como gravísimas a título de dolo. Según señaló la Procuraduría, Silva habría podido incumplir en sus deberes y en el principio de moralidad dentro de la función pública.

LA REPÚBLICA +

Registrándose puede personalizar sus contenidos, administrar sus temas de interés, programar sus notificaciones y acceder a la portada en la versión digital.