José Castilla Parra

Agregue a sus temas de interés

Agregue a sus temas de interés Cerrar

Alexis Posso - aposso@larepublica.com.co martes, 28 de mayo de 2019

Los bloqueos en las vías ya completan dos horas. No se reportan personas heridas

A esta hora del día se registran fuertes disturbios en la sede de la Universidad Pedagógica de Colombia. Las autoridades han cerrado la Calle 72 entre carreras séptima y undécima hasta que se controlen los desmanes. Hacen presencia agentes del cuerpo anti-motines quienes han empleado bombas aturdidoras para despejar la zona.

También se encuentra cerrada la Calle 73.

Los bloqueos en las vías ya completan más de una hora. Miembros del cuerpo estudiantil hablaron con AL, pero desconocen los motivos de la protesta. Dos jóvenes que pidieron reserva de identidad, aseguraron que las manifestaciones iniciaron para reclamar por el cumplimiento de pactos con el cuerpo estudiantil. Otros informaron que la reconstrucción de la escena del crimen de Álvaro Gómez Hurtado también motivó los desmanes.

Una tercera fuente consultada por este diario en la escena de los desmanes aseguró que las protestas se registraron porque hace unos días movieron a los vendedores de droga que se ubican en la Calle 73. Ciertamente, los motivos de las manifestaciones aún se desconocen.

Las autoridades no reportan personas heridas, pero varios de los locales de la carrera 11. circundantes al claustro universitario, se encuentran cerrados. Las autoridades recomiendan no utilizar las vías que conducen al norte de la ciudad. La carrera séptima está sumamente bloqueada.

Vecinos del sector reportaron que el gas lacrimógeno lanzado por la policía se está filtrando en las edificaciones. En el Centro Comercial Avenida Chile se filtró la propagación del gas tóxico, lo que ha generado que varias personas abandonen el lugar.

Noticia en desarrollo...

LA REPÚBLICA +

Registrándose puede personalizar sus contenidos, administrar sus temas de interés, programar sus notificaciones y acceder a la portada en la versión digital.