Agregue a sus temas de interés

Agregue a sus temas de interés Cerrar

Ana María Bedoya Jiménez - amabe2010@larepublica.com.co jueves, 3 de enero de 2013

Según el presidente de la Sala Administrativa del Consejo Superior de la Judicatura, Néstor Raúl Correa, aunque el paro judicial se acabó del todo, existe la amenaza de que Asonal Judicial inicie un nuevo cese de actividades a partir del 21 de enero.

Asimismo, Correa aclaró que el paro les deja como enseñanza que la Fiscalía y los jueces no pueden trabajar en los mismos edificios.

Además, dijo que están explorando los mecanismos para que los jueces y la Fiscalía trabajen en instalaciones separadas. “Tampoco es bueno que estén juntos los juzgados permanentes y de descongestión. En la medida de lo posible, se debe considerar la posibilidad de separar estos juzgados”, aclaró.

No obstante, el presidente de Asonal Judicial, Nelson Cantillo aseguró que el paro no se ha levantado de manera permanente y advirtió que esperan que el Gobierno se pronuncie en los próximos días acerca de la nivelación salarial.

De otro lado, Correa informó que los jueces en noviembre y diciembre, firmaron actas en las que se comprometieron a reponer las horas perdidas por el paro judicial. “Para legitimar el pago de los salarios de octubre y noviembre, los jueces se comprometieron bajo gravedad de juramento a reponer las horas que dejaron de laborar en las que especificaban cómo las iban a pagar y en qué horario”, aclaró el presidente de la Sala Administrativa del CSJ. “Con horario extendido se espera que se vayan reponiendo las diligencias que se dejaron de realizar. En el cálculo más pesimista, antes de cuatro meses los jueces se pondrían al día y se espera que en ciudades como Pereira y Manizales se tomen menos de un mes”, explicó.De acuerdo con el informe sobre el impacto del paro judicial que presentó el Consejo Superior de la Judicatura, el cese de actividades afectó los servicios de prestación de justicia de manera notable ya que existen muchos procesos pendientes hasta que se reactiven las labores judiciales.

“Este ejercicio arrojó un efecto negativo en la atención de la demanda judicial de 168.000 asuntos judiciales. De esos, 16% corresponde a audiencias de control de garantías, que en total se pospusieron 27.225 y el 84% restante corresponde a los procesos en primera, única y segunda instancia, incluyendo las acciones constitucionales, que no se resolvieron durante el paro y que en total suman 141.367 decisiones.

En cuanto a la participación de los despachos judiciales en el cese de actividades, se encontró que entre el 11 de octubre y el 13 de noviembre del año pasado se obtuvo una aproximación a 98%, a partir de esa fecha y hasta el 29 de noviembre bajó a 49%; y entre el 30 de noviembre y el 10 de diciembre de 2012, el índice llegó a 14%.

LA REPÚBLICA +

Registrándose puede personalizar sus contenidos, administrar sus temas de interés, programar sus notificaciones y acceder a la portada en la versión digital.