16 de julio de 2024
Suscribirse


16 de julio de 2024
Suscribirse
Actualidad

Consultorio penal

12 de mayo de 2012

Norberto Hernández


Asuntos Legales
Canal de noticias de Asuntos Legales

¿En qué consisten los regímenes semi-cerrado y cerrado de reclusión?

 En el régimen semi-cerrado la suspensión del derecho a la libertad supone la permanencia de la persona en un establecimiento penitenciario, asegurando su contacto frecuente y permanente con el mundo exterior a través de un régimen de visitas flexible, pudiendo también acceder a periodos limitados y excepcionales de libertad.

Resultarían beneficiados con este régimen los sentenciados a una pena inferior de la mitad (1/2) del máximo punitivo establecido en el artículo 37 del Código Penal, es decir, la condena no podrá superar los 25 años de prisión y se exceptúan de este régimen quienes sean condenados por los delitos señalados al explicar el régimen abierto y semi-abierto, excluyendo de esta excepción, el tráfico, fabricación o porte de estupefacientes, cuando la cantidad de droga no excede de mil (1.000) gramos de marihuana, doscientos (200) gramos de hachís, cien (100) gramos de cocaína o de sustancia estupefaciente a base de cocaína o veinte (20) gramos de derivados de la amapola, doscientos (200) gramos de droga sintética, sesenta (60) gramos de nitrato de amilo, sesenta (60) gramos de ketamina y GHB,.

Por su parte, el régimen cerrado se corresponde con la idea tradicional de la prisión, donde la suspensión del derecho a la libertad del interno alcanza mayor intensidad, siendo el ingreso y permanencia en un centro la forma principal de ejecución de la pena. En este régimen, la persona permanecerá los siete días de la semana dentro del establecimiento, pudiendo acceder a periodos limitados y excepcionales de libertad.

¿Quiere publicar su edicto en línea?

Solo envíe su Edicto o Aviso de Ley, y recibirá la información para su publicación
Comprar ahora
Contáctenos vía WhatsApp

ÚLTIMA EDICIÓN IMPRESA