Agregue a sus temas de interés

Agregue a sus temas de interés Cerrar

Mateo Jaramillo - mjaramillo@larepublica.com.co Miércoles, 7 de agosto de 2013

La segunda carbonera más importante del país, Drummond, no la ha tenido nada fácil este año ya que este ha sido el más complicado de los 25 que ha estado en el territorio.

Además de los pleitos legales en cortes de EE.UU. y las demandas por contaminación al medio ambiente, se suma el paro de los trabajadores en el departamento del Cesar, que ya cumple más de una semana.

Lo cierto es que la compañía ha estado tratando de lidiar esta huelga que deja pérdidas al país por más de $1.700 millones por regalías y compensaciones adicionales de las exportaciones del mineral. Por ello, subió en su última propuesta el salario de los colaboradores.

Para este año, Drummond ofertó un aumento del 5%, y para los dos siguientes, el valor será de 1,5% más el IPC registrado. Con esta propuesta sobre la mesa se espera que los empleados decidan reanudar sus operaciones, que amenaza con la economía nacional ya que el carbón es el segundo producto que más se exporta en Colombia.

Hablan los trabajadores
Un grupo de empleados de la carbonera multinacional se declaró en huelga de hambre el pasado viernes 2 de agosto, con el argumento de que se ha presentado un olvido total a la salud de los empleados.

Las protestas empezaron en la Catedral Basílica, porque de los 11.000 empleados más de 1.500 se encuentran enfermos, según la Asociación de Trabajadores Enfermos de Drummond.

Así mismo, el sindicato argumenta una ineficiencia en el sistema de salud, una gran cantidad de despidos masivos y una intransigencia por parte de los entes reguladores estatales.

El pasado martes los trabajadores de Drummond anunciaron una reunión con la empresa. Ese mismo día completaban una quincena en paro.

“Tenemos toda la disposición de llegar a un acuerdo, pero todo depende de la compañía”, dijo a Reuters Edgar Muñoz, vicepresidente del Sindicato Nacional de la Industria Minera y Energética.

Este alto en las labores afecta la meta de producción establecida para este año en 94 millones de toneladas de carbón.

Según Muñoz, fue el viceministro de Trabajo, José Noé Ríos, quien logró restablecer las conversaciones entre empleadores y empleados.

Responde Drummond
Dentro de las ofertas que brindará la multinacional a sus empleados también hay que destacar que “al menos 70% de los empleados con contratos de trabajo a término indefinido serán reubicados en puestos de trabajo similares en alguno de los sitios de trabajo de Drummond”, afirmó la empresa.

También se prestará asesoría financiera a todos los colaboradores de la organización para que inviertan su dinero.

LA REPÚBLICA +

Registrándose puede personalizar sus contenidos, administrar sus temas de interés, programar sus notificaciones y acceder a la portada en la versión digital.