Agregue a sus temas de interés

Agregue a sus temas de interés Cerrar

María Alejandra Solano Vargas - msolano@larepublica.com.co lunes, 3 de octubre de 2016

De hecho, analistas como Carlos Arévalo, profesor de la Maestría en Derecho Internacional de la Universidad de la Sabana, aseguró que los análisis no son contundentes para ninguno de los dos lados. “Ganó el No con una ventaja de 60.000 votos, lo que demuestra que estos acuerdos tenían al país profundamente dividido y esa división se vio en las urnas. La mitad de los colombianos consideró que los acuerdos no satisfacían las expectativas”.

En Santander, la tierra del exprocurador Alejandro Ordóñez, ganó el no con 55,64% contra 44,35%, representados en 714.669 votos de 1,6 millones de personas habilitadas para hacerlo. En Antioquia, en donde hay un fuerte apoyo al expresidente Álvaro Uribe, ganó el no con 62%, contra 37,99%.

Arévalo piensa que Santander tuvo una campaña muy fuerte para conocer los acuerdos.  “La gente los conoció y es la opinión que dio una región del país que ha sido golpeada más por la presencia del ELN, eso es un factor que debe entrar a ponderar estos acuerdos entre el Gobierno y las Farc”.

“El factor exprocurador Ordóñez podría ser una posibilidad, pero se debe tener en cuenta que Santander ha sido una región muy golpeada por la violencia y eso no se puede desconocer”, agregó el analista internacional.

Los analistas aseguran, también que, el triunfo del No, en buena parte, fue en los departamentos en donde las políticas de seguridad  tuvieron mejores resultados, es decir, en el centro del país.

En Meta, el No se quedó con la delantera con 63,58% frente al  36,41%. Casanare fue otro de los departamentos donde ganó el No con 71,14% frente a 28,85%, en Huila los resultados fueron de 60,77% por el No y 39,22% por el Sí.

Mientras que en departamentos como Cauca, se vio un rotundo Sí a los acuerdos con 67,32% contra 32,67%. En Toribío, que le tocó vivir atentados como los del 8 de julio de 2011 cuando un bus bomba estalló una estación de policía, los ciudadanos votaron por el Sí. La diferencia fue de 6.535 votos a favor del Sí versus 1.171 del No, es decir el 84% de las personas apoyaron los acuerdos. En Jambaló, Cauca, ganó el Sí con 86,27%, allí, las ráfagas de las Farc perturbaron la madrugada del sábado 20 de febrero  en los atentados de 2010.

En Guaviare, que ha sido otra de las zonas más golpeadas por la guerra, ganó el Sí con 52,86% contra el No con 47,13%. Allí se encuentra el frente primero de las Farc, disidentes de los acuerdos en La Habana, quienes hace unos días enviaron un comunicado mostrando su posición en contra de los acuerdos.

En particular, en San José del Guaviare ganó el No, mientras que en municipios como El Retorno, Calamar y Miraflores, el Sí fue el gran ganador, lo que marcó la jornada departamental. 

Miguel Benito, analista internacional de la Universidad Sergio Arboleda, señaló que “los resultados parecen un reflejo de las elecciones donde el Centro Democrático tradicionalmente ha sido más fuerte y donde Álvaro Uribe también lo es”.

Llama la atención que en departamentos como Caquetá también, golpeado por los ataques de las Farc, ganó el No con 53,04% , mientras que el Sí con 46,95% se concentró en territorios como San Vicente del Caguán, Cartagena del Cairá y Solano.

Por su parte, en Huila el 39,22% votó por el Sí, mientras que el 60,77% dijo que No con 185.484 votos. En tres ciudades también se concentró el Sí: Villavieja, Baraya y Algeciras.

Las principales ciudades votaron así: en Riohacha, La Guajira, votaron por el Sí que ganó con 63,57%; en Cúcuta, Norte de Santander ganó el No con 65,36%; en Florencia, Caquetá  votaron por el No con 61,44%, la capital del país le dijo Sí a los acuerdos con un 56,07%, Bucaramanga dijo No con 55,11%; en Medellín, Antioquia dijeron No 62,97%. 

El centro del país inclinó los resultados al No
La zona más poblada de Colombia, el centro del país, fue determinante en los resultados del plebiscito hacia el No. Aunque las regiones más alejadas han sufrido con mayor intensidad el conflicto armado, es de recordar que departamentos determinantes en el triunfo del No, como Antioquia, Huila, Tolima, Arauca y Caquetá, entre otros, también han padecido directamente el conflicto, lo que a juicio de algunos analistas sorprende en los resultados. En zonas como el Eje Cafetero no hubo sorpresas y se impuso el No como estaba previsto.  

Las opiniones

Carlos Arévalo
Profesor Maestría en Derecho Internacional universidad de la sabana

“Los análisis no son contundentes para ninguno de los dos lados, lo que demuestra es que estos acuerdos tenían al país profundamente dividido”.

Sandra Forero
Presidenta de Camacol

“Hay que respetar los resultados de las urnas y hay que evitar caer en un momento de incertidumbre porque estamos en un ajuste de la economía nacional”.

LA REPÚBLICA +

Registrándose puede personalizar sus contenidos, administrar sus temas de interés, programar sus notificaciones y acceder a la portada en la versión digital.