Agregue a sus temas de interés

Agregue a sus temas de interés Cerrar

Germán Corcho Tróchez - gcorcho@larepublica.com.co lunes, 27 de enero de 2014

La permanencia en el gabinete de Juan Manuel Santos de los conservadores Mauricio Cárdenas Santamaría, ministro de Hacienda, y Rubén Darío Lizarralde, ministro de Agricultura y Desarrollo Rural, dependerá de una eventual decisión del directorio del Partido.

Lo que parece un hecho, no obstante, es que la escogencia de Marta Lucía Ramírez como aspirante presidencial conservadora, los obliga a apoyarla y desligarse de la reelección. El artículo 15 de los estatutos conservadores señala como “deberes y obligaciones” de sus militantes “apoyar a los candidatos del Partido y votar por ellos”.

El presidente de la colectividad, Ómar Yepes Alzate, informó que las determinaciones sobre Cárdenas y Lizarralde se analizarán desde la próxima semana. “Hay que esperar a que bajen los ánimos que se subieron el domingo, en la convención”.

Las fricciones en las toldas azules se dieron hace dos días, por las tendencias que confluyeron en el evento: los parlamentarios que apoyan la reelección santista, el grupo que prefiere una alianza con el uribismo y el bando que al final ganó con la elección de Ramírez.

El expresidente Andrés Pastrana fue de los primeros en pedir unanimidad. “Si el presidente Santos hizo una coalición y ahora el Partido decide retirarse, pues deberían retirarse también de los cargos y los puestos que tienen los conservadores en el actual Gobierno”.

Ramírez tampoco perdió tiempo. Finalizada la convención y ya electa como presidenciable, hizo declaraciones similares a Pastrana. “La coherencia nos obliga a retirarnos de la Unidad Nacional”. Y agregó: “nosotros sabíamos que iba a ser una convención difícil, pero este partido merece una oportunidad y Colombia merece un partido que trabaje por sus intereses y no por los del presidente de turno”.

Habría doble militancia
Los ministros reaccionaron ayer mismo a las declaraciones. Cárdenas, titular de Hacienda, sostuvo que permanecerá en el cargo hasta que el Presidente disponga lo contrario. “Es una persona muy valiosa y no necesariamente comparto sus puntos de vista, discrepo sobre la interpretación que ella (Ramírez) tiene del progreso del país”.

Y Lizarralde aclaró que su futuro está en manos del conservatismo. “Si el partido y el Presidente me dicen que me retire, me retiro. Tengo clarísimo que mi presencia en el Gobierno es por mi filiación conservadora”, dijo el jefe de Agricultura.

E insistió en que la continuidad de la contribución azul al Gobierno, la definirán el directorio de la colectividad y el mandatario, más no Ramírez. “Sé que la candidata Marta Lucía Ramírez (...) ha planteado que la Unidad Nacional ya no existe”.

Yepes coincidió en que Santos es quien elige a su equipo ministerial. Por eso no habrá problema en que Cárdenas y Lizarralde sigan conformando el actual gabinete presidencial, pero además que el directorio azul no resuelva retirar su apoyo a la Unidad Nacional. De lo contrario, cada uno es libre de cumplir o no la orden. “Supongo que actuarán conforme al partido”.

En el mismo artículo quinto, los estatutos del conservatismo también disponen que sus miembros deben acatar las decisiones y orientaciones emanadas de las jerarquías de la colectividad. Y sobre la doble militancia, el noveno prohíbe que pertenezcan simultáneamente a otro partido o movimiento.

Es decir, en caso de que la cúpula conservadora resuelva levantarse de la mesa de la Unidad Nacional, pero Lizarralde y Cárdenas continúen como ministros, se exponen a denuncias e investigaciones internas.

“Los estatutos disponen que si se tienen candidatos para corporaciones y Presidencia, estos se deben acompañar”, explicó Yepes. “Quienes no lo hagan, si hay denuncias, el veedor examina y, si hay méritos para sancionar, entrega el caso al tribunal disciplinario del partido”.

El líder conservador prefiere empero evitar que haya un debate sobre la alianza con el Presidente. Su posición se fundamenta en que el partido ayudó al triunfo de Santos en las urnas. “El futuro a partir del 7 de agosto presenta una fisonomía distinta. Espero que no se diga nada al respecto”.

La opinión

Rubén Darío Lizarralde
Ministro de Agricultura y Desarrollo Rural

“Serán los directivos del partido quienes definan conjuntamente con el presidente Juan Manuel Santos si la contribución del partido debe continuar.Si el partido y el Presidente me dicen que me retire, me retiro”.

LA REPÚBLICA +

Registrándose puede personalizar sus contenidos, administrar sus temas de interés, programar sus notificaciones y acceder a la portada en la versión digital.