Agregue a sus temas de interés

Agregue a sus temas de interés Cerrar

Mateo Jaramillo - mjaramillo@larepublica.com.co viernes, 29 de noviembre de 2013

La cadena hotelera Best Western International fue fundada en 1946 por el empresario M.K. Guertin, y hoy en día tiene más de 4.000 hoteles en más de 80 países.

En 2002 crearon la marca Best Western Premier, que actualmente tiene su registro en la oficina local colombiana y que fue el obstáculo para que una firma bogotana no pudiera registrar en primera instancia su signo distintivo.

La sociedad Hoteles Bogotá Plaza S.A. le solicitó a la Superintendencia de Industria y Comercio, SIC, una solicitud para registrar la marca Hoteles Premier en la clase 43 de la Clasificación de Niza, que identifican, entre otros servicios, alimentación, alojamiento y reservas hoteleras.

Aunque no se presentaron oposiciones de otras compañías, cuando se publicó la solicitud de la compañía bogotana en la Gaceta de Propiedad Industrial, la SIC realizó el examen de registrabilidad de oficio como lo indica la norma 486 del Tribunal de la Comunidad Andina.

En la búsqueda encontró la existencia de la marca Best Western Premier de la firma que lleva el mismo nombre, enmarcada en la misma clase, servicios de restaurante y hotelería.

La directora de Signos Distintivos de la SIC, María José Lamus, estableció que la coincidencia de ambas marcas en el elementos de mayor notoriedad de las expresiones, podría crear confusión entre los consumidores quienes podrían adquirir un servicio pensando que se trata de una matriz empresarial cuando la adquisición es de otra filial.

“Se establece que el signo solicitado pretende identificar servicios que no solo pertenecen a la misma clase de los servicios, sino que también se relacionan plenamente con los mismos, pues ambos distinguen servicio de alojamiento, hospedaje y reservas hoteleras”, dijo Lamus.

Por esta razón, el despacho niega la solicitud a la marca y concede el derecho de apelación a los representantes legales de la cadena hotelera bogotana.

La abogada Luisa Fernanda Parra, apoderada de Hoteles Bogotá Plaza expuso en el escrito de apelación que los tres elementos de los cuales se compone la expresión marcaria son suficientes para que el consumidor promedio no confunda los servicios de las diferentes empresas, entre otras cosas, porque la solicitud que realizan es de una marca nominativa simple y la segunda, tiene un elemento gráfico que la diferencia en el mercado hotelero.

“Podemos destacar la diferencia existente entre cada una de las expresiones explicativas (…) se puede apreciar que no existe coincidencia con la secuencia de las consonantes y vocales de cada una de las marcas ya que la mayoría se encuentran ubicadas en posiciones diferentes”, expuso Parra.

Además, la abogada de la firma bogotana explica que en los archivos de la SIC existen por lo menos 200 registros diferentes con la expresión ‘premier’ dentro del conjunto marcario, lo que indicaría que el uso de esta palabra no es obstáculo suficientemente fuerte para determinar la negación de un signo distintivo en el mercado.

Este documento fue presentado en julio de 2007, lo que significa en debe estar próximo a ser resulto por José Luis Londoño, el superintendente delegado para la Propiedad Industrial de la SIC.

LA REPÚBLICA +

Registrándose puede personalizar sus contenidos, administrar sus temas de interés, programar sus notificaciones y acceder a la portada en la versión digital.