Colprensa Martes, 8 de mayo de 2018

La sala de Definición de Situaciones Jurídicas de JEP rechazó las solicitudes realizadas por los excongresistas

Ambos congresistas son investigados en la Corte Suprema de Justicia y buscaban que sus procesos fueras asumidos por la JEP por tratarse de temas relacionados con la ‘parapolítica’, es decir, la representación política de los grupos de autodefensa, los principales enemigos de los grupos guerrilleros, sin embargo, la sala de definición no encontró relación directa con los hechos del conflicto armado.

“Esta sala encuentra que al no ser investigado el señor Ashton Giraldo por delitos relacionados con graves violaciones a los derechos humanos y el Derecho Internacional Humanitario, cometidos con causa, con ocasión o en relación directa con el conflicto armado, la Jurisdicción Especial para la Paz no es competente para conocer del presente asunto”, expresó la Sala de Definición en su decisión.

Ambos congresistas son investigados en la Corte por su presunta relación con el Bloque Norte de las Autodefensas Unidas de Colombia (AUC) pero en el caso de Char se le imputa además el cargo de tráfico de armas, relacionado por un armamento entregado al grupo armado al margen de la ley.
Ashton tiene abierta otra investigación por el presunto pago de 600 millones de pesos al exmagistrado Francisco Ricuarte para archivar su investigación por ‘parapolítica’.

Sin embargo, la JEP consideró que los dos exparlamentarios actuaron más impulsados por su afán de alcanzar objetivos políticos que por su intención de participar activamente en el conflicto armado contra algún tipo de grupo guerrillero.