Agregue a sus temas de interés

Agregue a sus temas de interés Cerrar

Germán Corcho Tróchez - gcorcho@larepublica.com.co lunes, 2 de septiembre de 2013

A casi cuatro años de su arribo en firme al mercado colombiano, la multinacional mexicana Femsa, dueña de 20% de Heineken y comercializadora en Latinoamerica de bebidas como Coca Cola y Sprite, logró de manera definitiva que la Superintendencia de Industria y Comercio (SIC) concediera a su cadena de tiendas Oxxo el derecho como marca, para ofrecer sus servicios y productos pertenecientes a las clases 35 y 43 de Niza.

En dos resoluciones expedidas el pasado 15 de julio, el superintendente delegado para la propiedad intelectual de la SIC resolvió las apelaciones que hubo en los dos procesos surtidos en primera instancia ante la directora de signos distintivos.

Adicional a ello, el delegado declaró infundadas las oposiciones que contra las peticiones de beneficio marcario de Oxxo presentaron la organización colombiana Broxxo Moda Company, dueña de las marcas de ropa informal masculina (Zuccio) y femenina (Oxxo Jeans y Xoxo), y la estadounidense Global Brand Holdings, que elabora productos de consumo, en especial bebidas.

En el proceso 09-137798, que enfrentó los intereses de Femsa con los de Broxxo Moda Company y Global Brand Holdings, la Superintendencia anunció en la resolución de segunda instancia 41552 que aunque el signo Oxxo tiene similitudes con Oxxo Jean y Xoxo, no hay problema para que la primera exista en el mercado.

La razón de ello es que la compañía Femsa, a través de su firma apoderada Gómez-Pinzón Zuleta, solicitó que sus servicios para la clase 35 se limitaran a los de publicidad, gestión de negocios comerciales, administración comercial y asistencia en dirección de negocios tales como tiendas de conveniencia y servicios de restaurantes, entre otros.

Para la SIC, “dicha circunstancia evita que el usuario de los productos le adjudique una misma procedencia empresarial” con los de Oxxo Jeans, de Broxxo Moda Company, que son para prendas de vestir, zapatos, chaquetas y ropa sport en general. “No comparten las mismas funciones, ni los mismos canales de comercialización”, sentenció la autoridad.

Otro pleito
En el otro proceso, el 09-137794, en el cual solo intervinieron la compañía colombiana y la mexicana, la primera apeló que la directora de signos distintivos no encontrara asidero a su oposición y otorgara a las minitiendas Oxxo el registro de marca. Broxxo, representada por el bufete B&B Abogados, alegó la notoriedad de sus productos Oxxo Jeans, pero el superintendente delegado no tuvo en cuenta este argumento porque “no pagó la tasa correspondiente ($400.000)” para, justamente, poder invocarlo como una prueba del caso.

En ese sentido, la SIC concluyó que la mexicana Oxxo no es una expresión engañosa, debido a que “no atenta contra las normas de veracidad” y tampoco “informa necesariamente a los consumidores erróneamente sobre los artículos” que distingue.

Mauricio Jaramillo, de Gómez-Pinzón Zuleta, explicó que su cliente tenía un registro marcario previo de 1999 que sólo cubría la prestación de servicios de supermercado, venta al público de abarrotes y prestación de servicios para la distribución y venta de todo tipo de artículos al público. Lo que significa que es el negocio actual de la cadena .

“Tenían cubiertos los servicios básicos de la marca Oxxo. Lo que se hizo en 2009 fue empezar el trámite para ampliar la protección a todos los servicios o negocios, o a los que no estaban incluidos en la primera definición”, explicó el abogado.

Las opiniones

Mauricio Jaramillo
Abogado del bufete gómez-pinzón zuleta

“Oxxo, que fue el primer modelo de minimercados que llegó a Colombia, buscaba ampliar y lograr una protección integral para todos sus servicios”.

Fanny Bayona
Abogada del Bufete b&b Abogados

“No creo que con mi cliente, Broxxo Moda Company, vayamos al Consejo de Estado, porque la actividad que desarrolla Oxxo no se relaciona con la nuestra”.

LA REPÚBLICA +

Registrándose puede personalizar sus contenidos, administrar sus temas de interés, programar sus notificaciones y acceder a la portada en la versión digital.