Rimon Law

Agregue a sus temas de interés

Agregue a sus temas de interés Cerrar

Laura Vita Mesa - lvita@larepublica.com.co sábado, 17 de octubre de 2020

Rodrigo Castillo Cottin, el primer socio anunciado en el país, explicó que inicialmente se enfocarán en el área de impuestos y en gestión patrimonial

El mercado legal colombiano está marcado por la estabilidad y por tener pocos cambios. Esto, sin embargo, dejará de ser cierto al menos por los próximos meses, pues se espera que la llegada de la firma Rimon Law al país, desde Sillicon Valley, detone algunos movimientos. Rodrigo Castillo, el primer socio del bufete en Colombia, explicó su modelo de trabajo y cuáles son las proyecciones que tienen.

¿Qué necesidades hay en el mercado legal nacional que hacen necesaria una nueva firma?

El mercado local es cada día más exigente por las constantes reformas y el cliente en Colombia percibe que el modelo tradicional de firma de abogados ha quedado un poco obsoleto para la realidad actual. El cliente está exigiendo del mercado un modelo más moderno en la prestación del servicio, mucho más cercano, que el abogado pierda menos tiempo en reuniones de la propia firma y esté más dedicado a ellos.

¿Cuál es el valor agregado que ofrecen?

El mercado legal colombiano es de exportación, es decir, hay mucha clientela que está en Colombia buscando poder realizar actividades en el exterior con una firma que no esté todo el tiempo cobrando por horas. En ese punto es donde vemos la oportunidad de poder acompañar a los clientes, con acuerdos flexibles de honorarios y en una compañía donde la persona está 100% dedicada a prestar ese servicio al cliente y no perdiendo tiempo en la burocracia de la firma.

La pandemia ha demostrado un mundo de oportunidades en la industria legal, en la medida que esta entienda que hay una serie de gastos que no son necesarios y pueden resultar poco productivos, como excesivo gasto en oficina, personal, que eso al final del día lo resiente el cliente.

LOS CONTRASTES

  • Juan ZúñigaSocio de Rimon Law

    “Colombia es un mercado muy importante que tiene relaciones muy estrechas con otros de Estados Unidos, especialmente en la Costa Este, y es nuestra apertura hacia Sudamérica”.

Rimón Law tiene más de 15 áreas de práctica, ¿van a ofrecer todos esos servicios en Colombia?

Inicialmente, estamos empezando con impuestos, con un enfoque hacia gestión patrimonial. Esta es un área que ha tenido un crecimiento enorme en Colombia por las distintas reformas tributarias que hemos tenido desde 2010, y eso hace que la demanda de este tipo de servicios sea muy grande.

La idea es incorporar socios en otras áreas, que estén en búsqueda de una forma de prestar servicios más cercana al cliente, más moderna, y que sientan que hay una oportunidad distinta del modelo tradicional de las grandes firmas de abogados. En un corto plazo esperamos incorporar varias personas capaces de agregar valor. Ya estamos en negociaciones con varios socios de otras firmas.

¿Usted será el socio director?

No tenemos jerarquía y ese uno de los temas que fue más atractivo para mí. No se trata de que haya un managing partner o un líder de la oficina, sino de un trabajo de colaboración, de igualdad a nivel de socios, y de un sistema muy transparente de gobierno societario, y muy transparente en términos de compensación. No sería un managing partner, sería un socio más de los que van a entrar a operar en la oficina de Bogotá.

¿Cuáles son las proyecciones para la oficina en Colombia, en términos de facturación y número de abogados?

Lo que estamos buscando, y con los que estamos teniendo conversaciones, son con los mejores del mercado. Para nosotros estos son aquellos que están dispuestos a prestar la totalidad de su tiempo profesional al cliente.

Nuestras métricas no son en términos de facturación o número de abogados, sino buscamos el mejor servicio legal para nuestros clientes, y que los socios que lleguen a formar parte tengan suficiente capacidad para poder aportar al negocio con sus clientes y servicios, pero no estamos detrás de un número cerrado.

Al contrario, estamos buscando que sea un número grande, pero en la medida que sean personas que cuenten con su propio ‘book of business’, y puedan aportar a sus clientes de la mejor forma posible.

La fórmula es un poco distinta a la tradicional de firmas de abogados, donde hay metas y si uno de ellos no las cumple otra área la cubre, no funciona así. Cada socio funciona como un PyG separado pero todos aportando al mismo objetivo, que es la mejor prestación de servicio con un alto componente de apoyo tecnológico y alcance global.

LA REPÚBLICA +

Registrándose puede personalizar sus contenidos, administrar sus temas de interés, programar sus notificaciones y acceder a la portada en la versión digital.