Agregue a sus temas de interés

Agregue a sus temas de interés Cerrar

Expansión - Madrid sábado, 18 de abril de 2015

Entre todas ellas, destaca la fusión más grande efectuada hasta el momento en la abogacía en todo el mundo, que ha unido al bufete internacional Dentons, que tenía 2.600 abogados y una de cuyas firmas embriones era de EE.UU., con Dacheng, con 4.000 abogados y original de China.

Otros grandes anuncios internacionales de fusiones entre bufetes de abogados en el primer trimestre de 2015 incluyen la alianza entre Morgan, Lewis & Bockius, un despacho con más de 1.800 abogados, y la firma de Singapur Stamford Ley Corp., con 80 abogados. También, DLA Piper -que albergaba a 4.200 abogados- integró el pasado mes de marzo a la firma de Vancouver (Canadá), Davis LLP, con 260 abogados.

De enero a marzo de 2015 fue el mejor primer trimestre registrado jamás por Altman Weil, que desde el año 2007 mide periódicamente las fusiones de bufetes de abogados y el segundo trimestre más intenso en general en integraciones, por detrás del cuarto trimestre de 2013, cuando se anunciaron 30, en un año que tuvo el rércord de 88 fusiones de despachos de abogados. En 2014 el número total fue de 82, según Altman Weil.

Para la consultora norteamericana, el dato refleja que “un buen número de despachos que frenó su actividad por la crisis, ha tenido un buen año 2014 y están volviendo a sus planes estratégicos”. Además, es “un reflejo del grado de confianza de los bufetes en su capacidad de crecimiento próximo”.

En Iberoamérica, en enero de este año se oficializó la primera fusión entre dos despachos de distintos países latinoamericanos: Philippi (Perú) y Prietocarrizosa (Colombia), donde el español Uría Menéndez tomó 30% del capital, y a la vez cedió parte de sus acciones.

LA REPÚBLICA +

Registrándose puede personalizar sus contenidos, administrar sus temas de interés, programar sus notificaciones y acceder a la portada en la versión digital.