Agregue a sus temas de interés

Agregue a sus temas de interés Cerrar

Andrea del Pilar Mancera - amancera@larepublica.com.co miércoles, 10 de julio de 2013

Una juez encontró que no era viable el principio de oportunidad que estaba buscando Federico Gaviria. El ingeniero aceptó su responsabilidad en las irregularidades que se habrían presentado con un contrato en el sector de la salud de Bogotá, dentro del proceso por el escándalo del ‘carrusel de la contratación’.

Para el ente acusador, Gaviria Velásquez habría sido la persona detrás de la entrega irregular del multimillonario contrato para la prestación del servicio de ambulancias y que, al parecer, sirvió para darles comisiones al entonces secretario de Salud Héctor Zambrano y al exconcejal Hipólito Moreno.

Velásquez Gaviria aceptó el cargo de cohecho por dar u ofrecer que le imputó la Fiscalía ante una juez de Control de Garantías. Al momento de aceptar su responsabilidad, le pidió excusas a la ciudadanía por el error que aseguró haber cometido y dijo que no lo volvería a hacer.

Según la investigación, se habrían recibido dádivas por un 9% del valor del contrato que ascendía a los $67.000 millones para favorecer a la Unión Temporal Transporte Ambulatorio de Bogotá, que la Fiscalía asegura que estaba compuesta en un 70% de empresas que no prestaban el servicio salud, a pesar de que la adjudicación era para un contrato para el servicio de ambulancias. El ente acusador considera que en el proceso de adjudicación del contrato, no solo se fueron cambiando los requisitos establecidos, sino que también hubo un favorecimiento hacia la unión temporal.

LA REPÚBLICA +

Registrándose puede personalizar sus contenidos, administrar sus temas de interés, programar sus notificaciones y acceder a la portada en la versión digital.