Agregue a sus temas de interés

Agregue a sus temas de interés Cerrar

Natalia Cubillos Murcia - ncubillos@larepublica.com.co sábado, 9 de mayo de 2015

Tras consultar 20 despachos de abogados e indagar sobre los 149 profesionales líderes del derecho en las firmas, se constató esta tendencia.

Una cosa es tener la mayoría de edad para convertirse en ‘partner’ y otra la edad actual. Hoy, los socios están en un rango de 27 a 77 años y la edad media es de 48.

Las características objetivas, producto del sondeo, no pueden excluir la calidad académica con un coctel que se completa con “trabajo en equipo, capacidad de liderar un departamento y una personalidad que conjugue con la cultura corporativa de la firma”, aseguró Alicia Lloreda, socia de Lloreda Camacho & Co. 

Universidades como la Pontificia Universidad Javeriana  (25,5%) y el Colegio Mayor de Nuestra Señora del Rosario (24,4%), completan el top tres de las instituciones que tienen en común los socios de las compañías legales.

No solo son las predilectas para cursar los pregrados, sino también en posgrados son favoritas. Compiten muy de cerca con programas en el exterior que representaron 46,9% del total.

London School of Economics and Political Science, New York University, Georgetown University y Harvard  son las universidades donde están las escuelas de derecho predilectas, si de estudiar en el exterior se trata.

Entre los 149 abogados entrevistados, completaron 223 programas de posgrado. 54% terminó un programa después de obtener su primer diploma como profesional; 21%, dos, y 8%, tres. Hay casos especiales como el de Francisco Uribe, socio de Brigard & Urrutia, y Sandra Manrique, de Philippi, Prietocarrizosa & Uría, quienes respondieron haber cursado cinco posgrados. 

Una preparación que parece muy relevante en momentos donde se necesita creatividad y “mentalidad internacional”, sostuvo Javier Ybáñez, socio director de Garriges, despacho español que ya cumplió un año de haber aterrizado en Colombia y que no descarta vincular nuevos escuderos.

En la posibilidad de atraer y retener el talento humano se vuelven relevantes los planes de carrera, aunque lo usual no es que un candidato que se convierte en socio haya permanecido toda su trayectoria profesional en la misma firma.

Philippi, Prietocarrizosa & Uría es una de las que lleva apostándole a esta formación en la que  “confluyen elementos como altos estándares éticos, servicio al cliente, reconocimiento como experto en una o varias áreas de práctica profesional, apoyo en las tareas de mercadeo y administrativas y tareas pro-bono,entre otros”, señaló  Juan Carlos Rocha, socio de la firma.

Una apuesta por las regiones
Daniel Rodríguez, socio de Rodríguez - Azuero Abogados, recordó que la diversidad de una compañía no solo está en el género,  religión y origen social, sino también en la inclusión en un país de regiones como Colombia.

Tan es así que muchas compañías del sector legal han confiado parte de sus operaciones en Medellín y Cali y la gran mayoría tiene amplias expectativas de llegar a Barranquilla y Cartagena, por ser ciudades dispuestas a la inversión extranjera por la cercanía a los puertos.

Y aunque los abogados capitalinos arrasan en términos de presencia como socios en los bufetes no se pueden desconocer los aportes de Neiva, Tunja, Cartago, Pitalito, Pereira, Armenia y Valledupar, que sacan la cara por las ciudades intermedias en las firmas legales de Colombia.

También hay apuestas internacionales y ‘partners’ de Venezuela, Francia y  México que engrosan las nóminas de estas compañías.

La abogacía, ¿oficio de hombres?
Y hay más. Pese a que las mujeres están tomando más protagonismo y, tanto las grandes firmas como las boutiques consideran que el derecho “no es un oficio de hombres”, solo 26% de los datos recaudados son del género femenino.

Parece que se ha logrado diversificar en el porcentaje de asociados, pero esta situación no se refleja en las cúpulas de las compañías. Las firmas que hoy le apuestan más a un liderazgo de género o que han encontrado en las mujeres un buen partner son Lloreda Camacho & Co y Posse Herrera Ruiz, cada uno con seis socias de primera línea.

Daniel Posse, socio de Posse Herrera Ruiz, finalizó diciendo que el año pasado la firma cerró con un 50%-50% en hombres y mujeres en el total de abogados de la compañía, lo que la ha hecho más diversa.

Áreas de práctica
Como no hay una verdad absoluta sobre el ADN de los socios de las firmas de abogados, tampoco lo hay sobre las áreas de práctica favoritas entre los profesionales de primera línea.  Lo que sí es cierto es que parece que en este círculo especial debe haber un ‘duro’ en fusiones y adquisiciones, derecho comercial, minas y energía, infraestructura, telecomunicaciones  y propiedad intelectual, área que cada día se está volviendo más relevante en los ingresos de las firmas. Muestra de esto es la existencia de Brigard & Castro, en extensión de Brigard & Urrutia que cubre específicamente estos temas. Lloreda sostuvo que en su caso la firma está teniendo un vuelco  “en la propiedad intelectual, por los emprendedores, las nuevas tecnologías y un cliente más moderno”.

Las opiniones

Alicia Lloreda
Socia de Lloreda Camacho & Co

“Para convertirse en socio hay una mezcla de muchos ingredientes. Que sea muy buen abogado, que sea una persona que sepa trabajar en equipo, líder y muy creativa y que conjugue con la cultura corporativa de la firma. Debe saber que el cliente es la prioridad y tener disponibilidad 24/7”.

Daniel Posse
Socio de Posse Herrera Ruiz

“En los ingresos la participación de las regiones todavía es pequeña, pero esperamos crecer más. Lo importante es que cuando se mira en cantidad de abogados y el monto de facturación no hay ninguna firma local que tenga un nivel equivalente al nuestro. Estamos entre las 3 primeras firmas de la plaza”.

Javier Ybáñez
Socio director de Garrigues en Colombia

“Para ser socio en Garrigues lo primero es ser buen abogado. Que se adapte a la cultura de la firma, somos muy institucionalizados donde prevalece la organización sobre el individuo. Mentalidad internacional, somos un despacho global y queremos ese perfil”.

LA REPÚBLICA +

Registrándose puede personalizar sus contenidos, administrar sus temas de interés, programar sus notificaciones y acceder a la portada en la versión digital.