Agregue a sus temas de interés

Agregue a sus temas de interés Cerrar

Manuel García - megarcia@larepublica.com.co jueves, 25 de julio de 2013

A puerta cerrada se adelantó la diligencia judicial donde la juez Carmen Lucía Rodríguez, titular del juzgado 67 civil de Bogotá tomó una decisión sobre la formalización de la unión entre Carlos Rivera y Gonzalo Ruiz, la pareja homosexual que llegó en compañía de los testigos Marcela Sánchez de Colombia Diversa y Julio Martínez amigo personal.

“Venimos a casarnos, eso es lo que queremos”, dijo Rivera visiblemente emocionado.

El mes pasado, esta pareja había solicitado formalmente ante el mismo juzgado su unión marital y ahora reciben dicha petición.

En medio de una gran multitud que aplaudía a los dos hombres, estos aseguraron que es un paso gigante para la inclusión de su comunidad, tras un proceso que duró alrededor de cinco años para formalizar la unión de la pareja homosexual.

Como era de esperarse a las afueras del juzgado a Carlos y a Gonzalo los esperaban opositores al matrimonio gay.

Uno de ellos es precisamente Javier Suárez, integrante de la Fundación Marido y Mujer, quien dijo que si la juez usara el término matrimonio en la ceremonia sería denunciada penalmente ante la fiscalía por incurrir -según él- en el delito de prevaricato.

En días pasados, el Consejo de Estado, decidió que las personas del mismo sexo tienen derecho a conformar una familia.

LA REPÚBLICA +

Registrándose puede personalizar sus contenidos, administrar sus temas de interés, programar sus notificaciones y acceder a la portada en la versión digital.